El Consejo Coordinador Empresarial (CCE) demandó al secretario de Gobernación, Adán Augusto López, mejorar el ambiente para realizar negocios en México, ya que “preocupa” el repunte en los robos a transporte, la delincuencia y violencia registrada en los últimos meses.

Al reunirse por primera ocasión, después de cuatro meses de haber sido nombrado como titular de la política pública interior, Carlos Salazar Lomelín, presidente del CCE, afirmó que la violencia y la inseguridad que enfrenta nuestro país afecta al desarrollo y crecimiento de la industria.

Durante la reunión de Consejo Nacional del CCE, que incluye la presencia de los 12 organismos privados, el dirigente empresarial comentó que con el secretario de Gobernación se habló de los esfuerzos que se hace a través del sector público para garantizar la seguridad de las personas, organizaciones y empresas ante los crímenes que más aquejan a México.

También, el sector empresarial expresó sus inquietudes sobre la reforma eléctrica y el impacto que tendría el país, por lo que existe una coincidencia con Adán Augusto López en que “se debe tener una industria eléctrica fuerte y competitiva”.

“Le externamos las inquietudes sobre la reforma eléctrica por el impacto en la economía y el clima de inversión. A lo que el secretario (López) se volvió receptivo y abierto al diálogo. Coincidimos en una industria eléctrica fuerte y competitiva. Confiamos en que la decisión que se tome esté fundamentada, sea en beneficio de las familias mexicanas y de la economía”, abundó Salazar a través de un videomensaje.

lilia.gonzalez@eleconomista.mx