El gobierno de México anunció que reforzó su estrategia para atraer inversiones de China, principalmente del sector automotriz, aunque también de las industrias de minería y de energías renovables.

A China le convendría -ellos mismos lo admiten- traer inversión y producir en México para exportar, evitando el flete; ésa es la relación simbiótica con China , dijo Carlos Guzmán, director general de ProMéxico. En el 2010, la empresa china Minth invirtió 16 millones de dólares para establecer una planta en Aguascalientes, en donde produce marcos para puertas, otras molduras e interiores automotrices. Anunció que planea expandir sus operaciones en el 2011. Minth es proveedor de plantas de Ford, Chrysler, FIAT y Nissan ubicadas en México.

ABRE OFICINA EN SHANGHAI

Para atraer capitales chinos en la manufactura, ProMéxico, el organismo promotor de la inversión y del comercio internacional, abrió este año una nueva oficina en Shanghai, que se suma a la que ya opera en Beijing.

Ayer, Miguel Méndez, gerente de Desarrollo de Negocios de la canadiense Magna International, encabezó una misión empresarial a Shanghai, organizada por ProMéxico, para concretar acuerdos de exportación de autopartes de México a China.

Magna International opera 32 plantas en México y busca vender directamente autopartes mexicanas a empresas que ensamblan vehículos en China.

El valor de la producción de toda la industria automotriz de autopartes de México ascendió a 60,000 millones de dólares en el 2010, lo que implicó un nuevo récord, según datos de la Industria Nacional de Autopartes.

Luis Olivé, jefe de la Unidad de Promoción de Inversión y Negocios Internacionales de ProMéxico, detalló que hay oportunidades para que empresas fabricantes de hélices y torres para la industria eólica se instalen en México por el tamaño de esos productos.

[email protected]