De continuar con su ritmo de crecimiento promedio de los últimos cinco años, las principales cadenas de autoservicios del país podrían llegar a disputarse un mercado que cuando menos tendrá un valor de 570,000 millones de pesos en el 2012, casi el doble de lo que facturaron en el 2005 las tres competidoras más grandes: Wal-Mart, Soriana y Comercial Mexicana.

Durante el último lustro, la media de los ingresos y la superficie de piso de venta de estas tres empresas creció -aun con una crisis de por medio- a una tasa promedio anual de 11%, misma que de mantenerse hasta el 2012 haría que dichas variables se duplicaran con respecto a sus valores de hace cinco años.

Esto incluso sin contabilizar los números de Chedraui, ya que con su reciente incorporación a la Bolsa Mexicana de Valores tendrá que hacer pública la información de sus ventas, entre otros rubros.

Cabe destacar que la expectativa de que se mantenga o incluso crezca ese ritmo de expansión no es descabellada, pues según analistas existen segmentos del mercado que permanecen ampliamente subatendidos por este tipo de establecimientos, sobre todo en regiones donde aún predomina el abasto a través del canal de comercio tradicional -misceláneas, mercados públicos y sobre ruedas, etcétera.

Para Raquel Moscoso, analista del Banco Ixe, tan sólo en el caso de Wal-Mart, el potencial es enorme, pues con sus operaciones de México y las recién adquiridas de Centroamérica, apenas da servicio a 10% del mercado potencial, lo que abre una gran ventana de oportunidad .

En la misma tónica, José Manuel González, experto en retail de la consultora KPMG añadió: El crecimiento que se verá en los próximos años en los formatos de tienda pequeños será exponencial y con una competencia a muerte, de modo que no solamente la holgura financiera será clave para el éxito de las cadenas, sino también su audacia para comprender al mercado .

Para Eduardo Estrada, analista de Banamex, en este sector el crecimiento se ha convertido en una necesidad, por lo que las cadenas comerciales que estén más cortas de recursos deberán tomar decisiones estratégicas, como la constitución de alianzas o incluso la subcontratación de servicios inmobiliarios, para no rezagarse en la expansión de su piso de ventas.

Potenciales distintos

De esta forma y para desgracia de sus competidores, por su dinamismo Wal-Mart ha marcado el ritmo del sector, comenzando por la acelerada evolución de su número de tiendas, que en los últimos cinco años ha crecido 136%, para llegar al cierre del 2009 a 1,020 establecimientos con un piso de ventas de 3.8 millones de metros cuadrados (considerando sólo autoservicios).

Pero eso no es todo, pues el agresivo plan de expansión para este año de la compañía contempla un total de 300 nuevas unidades de todos sus formatos (11% de crecimiento en el piso de ventas).

El ritmo de aperturas continúa incrementándose y esperaríamos un avance significativo hacia la segunda mitad del año , indicó al respecto Raquel Moscoso, analista del Banco Ixe en un reporte.

Soriana se defiende bien

Pese a no contar con las economías de escala de su principal competidor, el avance de Soriana también ha sido notable, sólo que con bases de comparación más reducidas.

Tomando eso en cuenta, no deja de resaltar que en el mismo periodo esta cadena se haya robustecido nada menos que 139% -cerrando con 471 tiendas el 2009- y su piso de ventas casi 85%, expandiéndose a presurosas tasas anuales de 24 y 16%, respectivamente.

Sin embargo, para este año, el avance que tendrá de nuevas aperturas será más discreto en comparación con el de Wal-Mart: 40 tiendas de las que ya se han inaugurado 17, las que corresponden a su nuevo formato Soriana Express, precisamente que ha desarrollado para atender poblaciones medianas y pequeñas.

En el caso de La Comer, la historia reciente está marcada por su desafortunada apuesta por los derivados en el 2008, que le ocasionó pérdidas millonarias que impusieron fuertes restricciones a su despunte y la tuvieron al borde del naufragio.

Finalmente, los analistas señalaron que la lucha del mercado entre estas cadenas, además de basarse en confrontaciones de precios (como el reciente Desafío de Tickets lanzado por Wal-Mart), tendrán como elemento central el servicio brindado, de modo que al cliente se le ofrezcan, además de precios bajos, comodidad, cercanía y una experiencia única de compra .

Una carrera que se mide en carritos del súper

Las grandes cadenas de autoservicio aprovecharon los primeros visos de recuperación económica, apuntalando la apertura de sus formatos de tiendas en pequeño. Wal-Mart lideró en el primer trimestre en cuanto al número de nuevos establecimientos.

20 aperturas al primer trimestre: 14 Aurrerá, un Wal-Mart Supercenter, dos Sam’s Club y un Superama.

1,020 tiendas en el 2009 (no incluye tiendas de ropa ni restaurantes).

3.8 millones de metros cuadrados de piso de ventas tenía el año pasado.

6 formatos de tiendas: Bodega Aurrerá, Mi Bodega Aurrerá, Bodega Aurrerá Express, Wal-Mart Supercenter, Superama y Sam’s Club.

8 aperturas hizo en el primer trimestre y lanzó el formato Soriana Express.

5 formatos de tienda: Soriana, Soriana Mercado, Soriana Súper, Soriana Express y City Club.

2.8 millones de metros cuadrados de piso de ventas en el 2009.

471 tiendas en ese año.

76,800. empleados al 2009.

532 millones de clientes al 2009.

0 aperturas durante el trimestre.

8 formatos: Mega, Comercial Mexicana, Bodega Comercial, Sumesa, Alprecio, City Market, Fresko, Costco.

231 tiendas en el 2009.

1.6 millones de metros cuadrados de piso de ventas.

1.6 millones de metros cuadrados de piso de ventas.

290 millones de clientes ese año.

[email protected]

Primer Plano