La Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) aprobó este martes a la australiana BHP Billiton la perforación de un nuevo pozo exploratorio en aguas profundas, el cuarto que se realiza en el campo Trión del Cinturón Plegado Perdido, con un costo de 80 millones de dólares.

En la sesión del órgano de gobierno, el comisionado Héctor Moreira recordó que esta nueva perforación iniciará el próximo 7 de junio para concluir el 25 de agosto en la etapa propiamente de perforación, mientras que del 26 de julio al 10 de agosto se realizará la terminación, es uno de los pozos más caros que se han perforado en el Golfo de México.

“Es importante señalar que ya estamos llegando a trabajos de ese tamaño, el pozo anterior que se perforó en Trión tuvo un costo total de 77 millones de dólares y ahora llegamos a esta cifra”, dijo Moreira.

Con un tirante de agua de 2,596 metros de campo Trión (por lo que se considera aguas ultraprofundas) el pozo Trión 3DEL, o tercer delimitador del descubrimiento original realizado por Petróleos Mexicanos (Pemex) en el 2012, pretende alcanzar una profundidad de 4,624 metros verticales.

Cabe recordar que BHP Billiton fue la primera empresa en ganar una licitación tipo farmout para asociarse con Pemex en un campo en el país, con una participación de 60% como operador del proyecto.

Una vez concluidos estos trabajos, BHP Billiton podrá definir junto con su socio Pemex si arrancan los trabajos de desarrollo. El monto de acarreo que exenta a Pemex para realizar inversiones durante los primeros años del contrato, y que fue definido durante la licitación, es de 570 millones de dólares, por lo que incluso comenzaría a invertir hasta que arranque el desarrollo del campo.

Cabe recordar que la Secretaría de Energía estimó una inversión de hasta 11,000 millones de dólares durante la vida del contrato de hasta 50 años en Trión y el campo tiene un potencial de extracción de hasta 120,000 barriles diarios.

La primera producción está estimada entre el 2023 y 2025, en el mejor de los escenarios ,y la regalía para el gobierno será de 11.5% de los ingresos brutos por venta de petróleo.

A pesar de estos avances en aguas profundas, otros rubros en materia petrolera por parte de privados se van retrasando, como la resolución que tomó el regulador en que por supuestos motivos no imputables a los contratistas, el regulador autorizó una segunda prórroga adicional al periodo de evaluación de 11 campos terrestres adjudicados en la Ronda 1.3 a las empresas CMM Calibrador, Calicanto Oil and Gas, Perseus Fortuna Nacional y Tajón, Grupo Mareógrafo, Renaissance Oil, Roma Energy, Secadero Petróleo y Gas, lo que les permitirá postergar por lo menos durante un año sus planes de desarrollo.

[email protected]