Bali, Indonesia. Así como hay bancos demasiado grandes para quebrar, la nube y los servicios de intermediación que ofrece, se han vuelto demasiado grandes para quebrar consigna el Primer Subdirector Gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI); David Lipton.

“Las plataformas tecnológicas facilitan el acceso a servicios de intermediación a la gente que no se ha bancarizado; esta fortaleza podría aprovecharse como un mecanismo de inclusión financiera. Pero sin una regulación, ni supervisión, presenta altos riesgos. Pienso en el de concentración de la oferta. No es descabellado. Ya nos ha sucedido”, consignó.

Al participar en uno de los últimos seminarios de las Reuniones Anuales del FMI y el Banco Mundial, acudió a la experiencia del sector financiero formal: “Ya lo experimentamos en el sistema regulado, no hace mucho. En el año 2008. Se requirieron intervenciones mayores de las autoridades para salvar a las instituciones financieras cuya operación y quiebra podía generar un deterioro del sistema en conjunto. Los bancos demasiado grandes para quebrar. ¿Cuál sería las diferencia con las grandes plataformas? Hoy la nube podría ser demasiado grande para quebrar

En el seminario, dedicado a encontrar El futuro del Financiamiento: los desafíos de la próxima década, destacó que el desarrollo de estas plataformas y servicios de intermediación, se están desarrollando rápidamente en muchas partes del mundo. Por ello es tan relevante la cooperación internacional estrecha y el intercambio de experiencias.

Fortalezas digitales y huecos regulados

En la sesión, también participó Karnit Flug, Gobernadora del Banco Central de Israel, llamó a identificar las fortalezas, las ventajas que están otorgando estos servicios digitales y el hueco que están llenando en el sistema financiero formal.

“Claramente son más eficientes para otorgar servicios y soluciones a la gente que esta fuera del sector financiero. Aquí la relevancia desde el punto de vista regulatorio, es generar un orden a los prestadores del servicio, y garantías para los usuarios”.

Ahí mismo Davide Serra, CEO del fondo de inversión inglés Algebris Investment, reconoció sentirse preocupado acerca de que los reguladores les limiten a los desarrolladores de plataformas la posibilidad de innovar y crear. 

“Quiero ser claro, podemos tener una operación regulada, estamos operando recursos de la gente. Pero deberían ser muy cuidadosos para que sus límites no acoten el desarrollo creativo y las soluciones que en efecto se están generando”.

El directivo del FMI sostuvo que otro de los grandes retos que se enfrenta en esta irrupción de las nuevas tecnologías, es la ciberseguridad. Y tampoco es un reto menor, concedió.

La sesión desarrolló el que sin duda fue uno de los grandes temas de estas reuniones: la tecnología financiera y las nuevas plataformas, donde tal como reconocieron el FMI y el Banco Mundial, tienen mucho por aprender de los usuarios de estas tecnología. Pero también sostienen que se debe asumir su experiencia como autoridades, para garantizar una operación saludable y con garantías.

Con estas reuniones, queda Indonesia como el país miembro número 25 que organiza los encuentros itinerantes del FMI y el Banco Mundial que cada tres años, salen de Washington. Y se convierte en la cuarta ocasión que Asia hospeda al encuentro.

[email protected]