La falta de inventario de vehículos ligeros y pesados por la escasez internacional de semiconductores, orilló a la industria automotriz a que -por primera ocasión- no participe y quede fuera de los beneficios del Buen Fin 2021.

“En esta ocasión los problemas de oferta que estamos enfrentando, no han hecho posible que se despliegue la misma intensidad por parte de la red de distribuidores y los propios fabricantes, habrá por supuesto algunas iniciativas sobre todo en el servicio post venta y esperamos que, sea del mayor de los éxitos tanto la campaña en general, sobre todo en beneficio de los consumidores para las acciones que tomen nuestros asociados”, dijo Guillermo Rosales, director de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA).

En conferencia de prensa virtual, el directivo explicó que el entorno en el cual se desenvuelven las actividades de la red de distribuidores de vehículos ligeros y pesados, con estancamiento en la comercialización, provoca que no haya una participación activa como ha sido en ediciones anteriores de la campaña comercial el Buen Fin.

“A pesar de que la  concentración de promociones y de difusión comercial  es mucho más activa por la naturaleza del negocio en los vehículos ligeros, bienes de consumo, también en años anteriores hubo una participación de distribuidoras de vehículos   pesados sobre todo con paquetes de servicios, refacciones, otros”, acotó Rosales.

Al presentar el Reporte de Mercado Interno Automotor sobre vehículos pesados a octubre pasado,  el director de AMDA precisó que la industria avanzó en las ventas al menudeo durante los 10 primeros meses de 2021, al crecer 18.2%; mientras que en  el décimo mes del año, aumentó 1.5%.

Al respecto, la Asociación Nacional de Productores de Autobuses, Camiones y Tractocamiones (ANPACT) reportó que en octubre pasado, las empresas produjeron 13,660 unidades, lo que implica que las unidades fabricadas en México disminuyeron 4.5% respecto al mismo mes del año anterior, cuando se produjeron 14,311 unidades.

De enero a octubre de 2021, la producción de vehículos pesados sumó un total de 134,381 unidades.

lilia.gonzalez@eleconomista.mx