La Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) revisará su estructura administrativa, la cual no se actualiza desde hace más de 30 años y privilegiará las obras de infraestructura que están en proceso, como consecuencia del recorte presupuestal de 11,820 millones de pesos para el presente año.

Con el propósito de cumplir los ajustes al gasto corriente y de operación, su titular, Gerardo Ruiz Esparza instruyó que se elaborará un estudio especializado al respecto, siempre protegiendo a los colaboradores de esta secretaría para modernizar y acortar tramos de mando con el propósito de actualizar la estructura orgánica .

Sin ofrecer mayores detalles, refirió que un objetivo inmediato es ampliar la inversión privada en las obras del sector, mediante el mayor aprovechamiento de las concesiones otorgadas por la SCT a particulares, lo cual reduciría significativamente el impacto del recorte presupuestal.

Sobre el Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México señaló que sigue los tiempos establecidos porque es una infraestructura indispensable e impostergable para la conectividad del país y generará miles de empleos.

En un comunicado emitido por la SCT, se explica que se preservarán e impulsarán los proyectos de telecomunicaciones por sus beneficios inmediatos a la población, como es el caso del Programa México Conectado, cuyo objetivo es dotar de internet de banda ancha a sitios públicos, entre ellos: escuelas, universidades, bibliotecas, clínicas y hospitales .