El grupo alemán Volkswagen ampliará la producción del automóvil Golf a México el año próximo para aumentar las entregas de su modelo de mejor venta en América del Norte.

La automotriz empezará a ensamblar el modelo de séptima generación en la ciudad de Puebla en 2014, informó el viernes un portavoz de la compañía, que tiene su sede en Wolfsburg.

La planta de Puebla ya arma los modelos Beetle, Jetta y Golf Estate.

Expandir la producción de su modelo de mejor venta a México es parte del plan de VW para invertir más de 5,000 millones de dólares durante los próximos tres años en sus operaciones en Norteamérica.

El grupo abrió el 15 de enero una fábrica en Silao, en el municipio de Guanajuato con una inversión total de 550 millones de dólares.

En 2011, VW también inauguró una planta en Chattanooga, Estados Unidos, con una inversión de 1,000 millones de dólares, la primera fábrica en el país luego del cierre de una unidad de producción en 1988.

Actualmente, la compañía fabrica el modelo Golf en plantas alemanas en Wolfsburg y Zwickau, y en Changchun para los clientes chinos.

PRIMER ECONÓMICO EN CHINA

La empresa estudia un plan para producir su primer vehículo económico en China, en un intento por competir con el Dacia de Renault y el Datsun de Nissan .

Cada año se venden más de 3 millones de autos de categoría económica en China, lo que convierte al país en el principal mercado en este segmento.

Si el proyecto es aprobado, VW trabajará en alianza con uno de sus socios chinos para aprovechar la creciente demanda, dijo a Reuters el jefe de desarrollo de marcas de VW, Ulrich Hackenberg.

"Es un tema que estamos considerando en este momento", dijo Hackenberg en una entrevista en la sede de VW en Wolfsburgo.

El mayor fabricante de autos de Europa está estudiando un rango de precios de entre 5,000 y 10,000 euros (unos 13,300 dólares) para estos autos, que podrían ser camionetas, vehículos familiares o pequeños sedanes, dijeron fuentes de la compañía el 12 de octubre.

Esto podría afectar las ventas del Volkswagen "Up!", un modelo de ciudad que cuesta cerca de 9,000 euros y que es el vehículo más pequeño y barato de la firma alemana. Este auto sólo se vende en Europa y Japón.

El vehículo de dos puertas salió al mercado en diciembre del 2011 y será lanzado en septiembre como el primer modelo de VW con motor eléctrico en el Salón del Automóvil de Fráncfort.

RDS