Alsea, que en su portafolio integrado en Colombia tiene marcas como Domino’s Pizza, Starbucks, Archies, Foster’s Hollywood, Cañas y Tapas, Gino’s y TGI Fridays, vinculó 7% más trabajadores en la pandemia para atender la demanda por domicilio y esperan abrir puntos de venta de las cuatro marcas que tienen en Colombia.

Francisco Tosso, country manager del grupo, detalló: “Durante la pandemia estuvimos operando solo con domicilios hasta julio. Representaron 90% de nuestras ventas. A partir de agosto se empezaron a liberar los comedores y evidentemente empezó a ganar terreno. En agosto los domicilios bajaron a 50% y ahora deben ser 40% a nivel total”.

De acuerdo con el directivo, durante la pandemia, Domino´s empezó a pesar más por los domicilios. “A término del año va ser igual como lo teníamos presupuestado. Todas las marcas van a volver a los volúmenes preestablecidos. La marca que más pesa es Domino’s que va a terminar pesando 50 por ciento. Después vienen Archies y Starbucks, con un poco más de 20%, y Pf Chang’s, con 5 por ciento”.

Respecto a la interrogante de cuál es el plan de expansión, Tosso respondió que se prevén aperturas para todas las marcas. “En PF Chang’s ya abrimos dos. Uno es el primer Pf Chang‘s To Go por fuera de EU, también inauguramos la primera cocina oculta de la marca. Abrimos tres tiendas Domino’s y probablemente abriremos siete tiendas más. Buscamos abrir un par de puntos de Starbucks. En términos generales, terminaremos abriendo este año cerca de 10% más de tiendas de las que teníamos. La perspectiva para el otro año es superar esta cifra”.

El representante de Alsea consideró que el porcentaje de ventas que ya se recuperó, en términos generales, en octubre ya debe estar cerca de 90%, aunque no creen que exista un crecimiento del negocio a 2020. “Hay que recordar que este año nos están condonando el impoconsumo y el IVA. Cuando se corrigen esos números de 90%, realmente estás facturando en torno a 75% real”, alertó.

“Llegamos a mantener 92% del empleo precovid. En este momento tenemos 7% más colaboradores que en la prepandemia. Esto se debió a que hemos tenido que aumentar la estructura de domicilios. Si antes se tenían uno o dos, ahora hay más”, puntualizó.

Por último, el ejecutivo concluyó que cualquier industria debe ser más productiva. “Las marcas que manejamos tienen picos, que son los viernes, sábados y parte del domingo. Nuestra facturación sucede 70% el fin de semana, el resto de la semana no se necesita la mista gente. El poder trabajar por horas es productivo para la industria y atrayente para el mercado. La flexibilización es beneficiosa para una sociedad más competitiva”.