El presidente del Consejo Nacional Empresarial Turístico (CNET), Braulio Arsuaga Losada, consideró que ante el fuerte impacto de la pandemia del Covid-19 al sector, que enfrenta grandes complicaciones por sus gastos fijos e ingresos bajos, “probablemente sí se requiera entrar con un apoyo mucho mayor o con un rescate” a una aerolínea (Interjet) e insistió en la necesidad de reactivar la cooperación entre el sector público y privado.

“Exigir no. No podemos exigir, pero sí podemos sensibilizar a los gobernantes sobre la importancia y relevancia que tiene la industria de la aviación no solamente para el turismo sino para el país en general. Lo hemos comentando, al final de cuentas no es solamente una aerolínea la que está sufriendo sino todas”, comentó.

Durante la presentación de la edición 31 del Panorama de la actividad turística en México, elaborado por el Centro de Investigación y Competitividad Turística Anáhuac (Cicotur) y el CNET, el representante empresarial reiteró que desde el inicio de crisis sanitaria han solicitado ayuda al gobierno federal para cuidar la caja, que es lo más importante para una empresa, porque si se sigue prolongado o hay rebrotes en el país serán muchas las que enfrentará grandes problemas.

“El 17 de marzo, tocamos puertas en las secretarías de Turismo, Economía y Hacienda, contando que era importante para una industria intensiva en capital que se le dieran ciertas ayudas o diferimientos de las obligaciones que teníamos. No hemos querido evadir ninguna de éstas”, comentó. Esa petición no ha tenido eco todavía y ante la complejidad de las cosas, el sector privado se plantea ya la posibilidad de que haya un rescate para la aerolínea que tiene mayores problemas en este momento: Interjet.

Otro llamado a la colaboración

En su presentación, Arsuaga hizo un nuevo “llamado amistoso” a los tomadores de decisiones y al gobierno para trabajar con ellos de manera coordinada, sumar fuerza y formar un frente común de intercambio y negociación para procurar la unidad y ayuda mutua en defensa del sector turístico mexicano.

“Recuperar la confianza de los turistas es imperativo por eso hoy hacemos un llamado a los legisladores y demás funcionarios públicos de todos los niveles que estén relacionados con la actividad para reconocer la capacidad y la importancia del sector para la economía y desarrollo social del país... no podemos escatimar con apoyos a la industria o se corre el riesgo de perder más fuentes de empleo”, agregó.

Por su parte, el director del Cicotur, Francisco Madrid, recordó que de enero a agosto de este año el ingreso de divisas por visitantes internacionales registró una caída del 56.1%, lo que representa unos 9,600 millones de dólares menos con respecto al mismo periodo de 2019.

alejandro.delarosa@eleconomista.mx