Grupo Aeroméxico, que opera la principal línea aérea del país, dijo este viernes que un grupo de accionistas mexicanos y empresarios ha informado su intención de participar en una inversión de control y largo plazo de un nuevo capital que emitirá la compañía como parte de su plan de reestructura.

Aeroméxico, que al igual que otras líneas aéreas del mundo ha sido duramente golpeada por un desplome en la demanda debido a la pandemia de coronavirus, se encuentra desde hace un año en un proceso de reestructura bajo el Capítulo 11 de la ley de quiebras estadounidense.

"Se espera que sea una inversión sustancial, de control y de largo plazo, en pleno cumplimiento de las leyes aplicables en México relativas a la inversión extranjera", precisó Aeroméxico en un comunicado enviado a la Bolsa Mexicana de Valores (BMV).

Aeroméxico añadió que no tenía conocimiento de que se hubiera llegado a ningún acuerdo sobre el tema hasta el momento.