La actividad industrial del país registró una caída de 0.02% durante el 2016, luego de haber alcanzado crecimientos durante los últimos dos años, afectada por desaceleraciones en los sectores de construcción y manufactura y una acentuada contracción de la mineríam mientras que la generación, transmisión y distribución de electricidad, gas y agua consiguió acelerar su crecimiento.

De acuerdo con cifras originales anualizadas del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), por componente, la industria manufacturera, que representa 58.5% del indicador de actividad industrial, acumuló en el 2016 un crecimiento de 1.3%, una desaceleración de 1.2 puntos porcentuales respecto al crecimiento de 2.5% del 2015, afectada porque 14 de las 21 ramas que la componen presentaron caídas o desaceleraciones.

Los altibajos que a lo largo del año pasado mostró la demanda de Estados Unidos determinaron cierta irregularidad de las exportaciones manufactureras de nuestro país , opinó Carlos González, analista de Scotiabank.

La caída más pronunciada en el acumulado dentro de las manufacturas fue la fabricación de productos derivados del petróleo y carbón, con una contracción de 11.2%; la desaceleración que destaca fue de 7 puntos porcentuales en la fabricación de equipos de transporte, pasando de 7.2% en el 2015 a un crecimiento de 0.2% en el 2016; mientras que el crecimiento a considerar se dio en las industrias de metálicas básicas con un alza de 3.2%, luego de que en el 2015 tuvieran una contracción de 3.2 por ciento.

Diciembre, sin levantar

Considerando únicamente el resultado de diciembre, la actividad industrial se contrajo 0.1 por ciento. En el transcurso de dicho mes, la generación, transmisión y distribución de electricidad, gas y agua, así como la industria manufacturera, fueron los sectores que sostuvieron un crecimiento de 3.9 y 2.5%, respectivamente.

Al interior de la industria manufacturera destacó el crecimiento de 5% en la fabricación de equipo y transporte, indicador que se encuentra acorde con lo reportado por la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), con una producción de vehículos ligeros de 242,495 unidades, un alza de 8.8% respecto del mismo mes del 2015. En tanto, la rama de la construcción creció 2.4%, una desaceleración de 0.8 puntos porcentuales respecto del crecimiento de 3.2% del mes previo; fue golpeada por la desaceleración de cuatro puntos porcentuales que presentó la edificación, pues creció 4.3%, cuando en noviembre creció 8.3 por ciento.

Por su parte, la minería acentuó su contracción a 10.3%, luego de que en noviembre cayera 9.2 por ciento.Con esto, la minería acumuló 31 meses en contracción.

[email protected]