Walmart de México y Alsea anunciaron que notificarán a la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece) su aceptación de las condiciones que el organismo regulador les impuso para aprobar la compra de Vips por parte de la operadora de alimentos.

El miércoles, la operadora de establecimientos de comida, que dirige Fabián Gosselin Castro refirió mediante un comunicado que la Cofece sujetó la autorización de la transacción a condiciones sobre sus arrendamientos en centros comerciales.

Así, para obtener la autorización del organismo regulador, Alsea deberá eliminar la cláusula de exclusividad de 54 contratos de arrendamiento con centros comerciales, presentar una lista con todos los contratos de arrendamiento que se tengan con dichos centros, incluyendo información sobre los contratos y los arrendadores.

También deberá publicar en su página web que tiene ciertas obligaciones relacionadas con no establecer exclusividades en los contratos de arrendamiento con centros comerciales, así como otras obligaciones, y no sujetar la renta de un local en centros comerciales a la condición de que le renten otros espacios en tales centros. La firma, dirigida por Gosselin Castro, también deberá impedir que los accionistas de control, consejeros y directivos, participen en órganos de decisión de negocios de desarrollo y operación de centros comerciales.

[email protected]