El próximo domingo en Tabasco, el presidente Andrés Manuel López Obrador presentará el plan de gobierno con el que pretende aumentar a 2.6 millones de barriles diarios la producción petrolera. Asimismo, mañana sábado, Obrador anunciará el proyecto para aumentar la capacidad eléctrica del país.

“El domingo vamos a conocer todo el plan para la refinación de petróleo, desde la rehabilitación de las seis refinerías, hasta la construcción de una nueva en Dos Bocas, Paraíso, Tabasco, donde se va a construir la nueva refinería, y ahí se va a presentar todo el plan de refinación”, comentó el primer mandatario.

Previamente, mañana sábado 8 de diciembre, López Obrador estará en la Presa de Malpaso, en Raudales, Chiapas, donde presentará el programa para la producción de energía eléctrica en el país.

El presidente de México dijo que espera una disculpa pública por parte de los políticos que promovieron en su momento la reforma energética, pues insistió en que esa modificación constitucional fue un “desastre”.

En conferencia de prensa en Palacio Nacional, Obrador afirmó que, a pesar de tener esa concepción de la reforma petrolera, no promueve su derogación para “mostrar que no actuamos de manera autoritaria, que no somos dictadores, caciques. Que respetamos la ley”.

Argumentó que, en la campaña por la Presidencia, sus adversarios lo atacaron diciendo que podría confiscar bienes privados y cancelar contratos de manera masiva. “Nada de eso vamos a hacer”, garantizó.

Mencionó que, en el caso de la reforma energética, “lo que está quedando de manifiesto es que fue un fracaso”.

Por ello, destacó que “todavía estoy esperando a los defensores de esta reforma. Los estoy esperando para que hagan un ofrecimiento de disculpa al pueblo de México, porque se acuerdan cómo bombardearon con opiniones de que iba a ser la salvación de México, la reforma energética, y fue un rotundo fracaso. Con datos. Esto no es un asunto ideológico.

“Decían que para estos días íbamos a estar produciendo 3 millones de barriles diarios y se están extrayendo 1 millón 760,000 barriles diarios, como 42% menos de lo estimado.

“Si eso no es un fracaso, ¿qué lo es? Una gran mentira. Y está considerado en las leyes, está escrito. Y estamos hablando de menos de 1 millón 800,000 barriles diarios y con tendencia a la baja”, sostuvo.

[email protected]