Max Diener, procurador fiscal de la federación

Necesarias más potestades a estados y municipios

El modelo federalista que actualmente se tiene en el país no está contribuyendo a mejorar el desarrollo económico, por lo que es necesario que se replantee y se adecue a la realidad de los estados y municipios, coincidieron expertos.

Indicó que para hacer más eficiente y ágil la figura del federalismo es necesario que se den más potestades e independencia fiscal a estados y municipios.

“No podemos discutir el federalismo sin que los estados tengan una mayor autonomía, mayor capacidad de poder decidir sobre sus ingresos propios”, dijo.

Añadió que las entidades deben dejar de depender tanto de los recursos que le da la Federación y esforzarse más en generar sus propios ingresos a través de impuestos como el Predial o de ventas finales.

“Del gasto total que hacen los estados, sólo 10% son ingresos propios. Hago énfasis en el caso del Predial porque México recauda 0.2% del Producto Interno Bruto (PIB); mientras que el promedio en países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) es 2%, pero hay países que llegan a recaudar entre 5 y 8% del PIB en Predial”.

Recordó que en los últimos 15 años se han hecho cuatro intentos para dotar de facultades y de potestades tributarias específicas a las entidades federativas; pero no han representado un impacto significativo en las arcas locales.

Fausto Hernández, profesor de la división económica del CIDE

Replantear pacto federal

Ante la negativa de los cuatro candidatos de subir o crear nuevos impuestos y enfocarse más en la reasignación del gasto público, es un hecho que tienen que replantear el pacto federal que se tiene, pues 60% del gasto lo ejercen los estados y municipios.

“No va a ser tan fácil llegar a ese ahorro de 500,000 millones de pesos si no replanteas el pacto federal, es decir, el nuevo presidente va a tener que reunirse con todos los gobernadores para que acepten que el gasto se resigne. Sería algo muy bueno en materia económica, pero muy complicado en lo político”.

Indicó que la principal reforma para mejorar el sistema federalista es en la Ley de Coordinación Fiscal porque gran parte del gasto que se busca resignar proviene del ramo 33 de aportaciones federales para entidades federales y municipios.

En este sentido, el procurador fiscal agregó que la asignación de recursos debe ir bien etiquetados como se hace en el Ramo 33.

“Con este ramo se tuvo un mejor control de los recursos, tan sólo con la creación del Fondo de Aportaciones para la Nómina Educativa y Gasto Operativo que pertenece a este ramo se lograron identificar 44,000 plazas  de personas que no eran maestros y de los cuales se generó un ahorro por 5,000 millones de pesos”.

Coincidió en que el ramo 23 de provisiones salariales y económicas, mejor conocido como la Caja Negra del presupuesto debe regularse y ajustarse a los recursos que se aprueban en la Cámara de Diputados.

Emilio Barriga, auditor especial de gasto federaclizado de la ASF

Más revisión del gasto

Emilio Barriga, auditor especial del gasto federalizado de la Auditoría Superior de la Federación (ASF), abundó que desde el 2016 la ASF tiene la facultad de fiscalizar casi 100% de los recursos que la Federación entrega a los estados y municipios, se tiene como excepción la Ciudad de México, la cual se financia con 50% de recursos propios y la otra mitad con recursos federales.

Aseveró que la Federación debe tener mayor exigencia sobre los estados para que recauden más y si no lo hacen se les debe castigar. Por ejemplo, coincidió con la idea de generar mayores ingresos a través de un impuesto al turismo.

José ramón Cossío, ministro de la suprema corte de justicia de la nación

Desorden y caos en el sistema

El actual esquema de la Federación se convirtió en un sistema desordenado y caótico, ya que hay problemas en educación, salud y vivienda.

“Debemos cuadrar el sistema federal (...) se habla de garantizar los servicios como salud, educación y seguridad, pero ¿cómo vamos a lograr esas acciones con un sistema tan desordenado y tan caótico?”.

Sergio López Ayllón, director general del CIDE

Federalismo, ausente en debates

Criticó que, a pesar de las modificaciones que se requieren en el modelo de la Federación, los candidatos a la Presidencia lo han dejado como un tema ausente en sus propuestas y no lo mencionaron en los tres debates que se realizaron.

“El federalismo es una gran herramienta, pero debemos modernizarla y adaptarla a las nuevas circunstancias (...) Es el gran ausente de la discusión y de las ofertas políticas. Todos están conscientes de que hay un problema, pero no hablan de ello”.

Abundó que el actual arreglo federal es insuficiente para lograr que exista un mejor desarrollo económico del país, en especial de la zona sur del país.

“Los candidatos hablan y proponen como si no hubiera un pacto federalista (...) pero es una realidad que hay insuficiencia en la recaudación, controles democráticos ineficientes y déficit administrativo en las entidades”.