Si los proyectos estratégicos del nuevo gobierno como las refinerías, el Tren Maya y la infraestructura eléctrica, no cuentan con un mínimo de contenido nacional como parte de los contratos realizados con empresas trasnacionales, el crecimiento económico y desarrollo social seguirá “limitado”, advirtió José Luis de la Cruz, director del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (IDIC).

Luego de que el presidente Andrés Manuel López Obrador afirmara que llegó “el fin del modelo neoliberal” en México, el especialista económico de la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin) urgió a aplicar una política industrial basada en lo “Hecho en México”, con el propósito de generar empleo para los mexicanos.

“La maquila de bajo valor agregado no es la solución de mediano y largo plazo, se requiere una integración productiva nacional e internacional, más allá de solamente tratados comerciales”, sentenció en su análisis El Fin del modelo neoliberal, ¿Para quién es el mensaje? El momento de la Política Industrial.

México requiere de una política pública alineada a una nueva política económica que permita generar el sistema educativo, el capital humano, la infraestructura, el sistema empresarial y las instituciones públicas que se requieren para pasar de consumidor a líder en la actual economía global.

“Este representa el único camino para alcanzar una nueva etapa de desarrollo económico socialmente incluyente y equitativo”, dijo José Luis de la Cruz.