La Unión Europea (UE) presentó este miércoles un paquete de “herramientas” para amortiguar el impacto social del alza en los precios de la energía, disparados a niveles que amenazan la recuperación económica de la pospandemia.

El conjunto de propuestas lanzado por la Comisión Europea a los países del bloque propone enfrentar un escenario en el que los precios del gas natural se han triplicado, así como fuertes aumentos en el carbón y derivados del petróleo.

La Comisaria Europea de Energía, Kadri Simson, dijo ayer 13 de octubre, que la “preocupación de los consumidores es comprensible y justificada. El invierno se aproxima, y para muchos la factura de energía es la más elevada en una década”.

Las medidas proporcionadas son “temporales” y “específicas” y pueden ser:

1. Realizar pagos de emergencia a los hogares en dificultades para ayudarlos a hacer frente, tal vez mediante cupones, y permitir que los consumidores difieran el pago de facturas.

2. Reducir o suspender impuestos sobre la electricidad, el gas y otras fuentes para hogares vulnerables.

3. Brindar apoyo directo a las personas que utilizan un nivel mínimo en consumo de energía.

4. Apoyar a las industrias siempre que ello no distorsione la competencia ni altere el mercado de comercio de carbono de la UE.

De acuerdo con un comunicado, Simson presentará esta propuesta a los diputados al Parlamento Europeo hoy jueves y a los Ministros de Energía el 26 de octubre.

FMI llama a evitar subsidios generalizados

Los gobiernos deberían abstenerse de recurrir a subsidios generalizados en el sector energético a pesar del aumento de los precios, recomendó el miércoles el Fondo Monetario Internacional (FMI), instando a los países a acelerar su transición a la energía verde.

Los subsidios de amplio espectro son costosos, por lo que los responsables de la formulación de políticas públicas deberían utilizar apoyos específicos para ayudar a las familias de bajos ingresos más afectadas por el reciente aumento de los precios de la energía, dijo Paulo Medas, del Departamento de Finanzas Públicas del FMI.

Los subsidios generalizados "benefician a los hogares ricos que no necesitan el apoyo", señaló Medas en el contexto de las reuniones con el Banco Mundial.