Con el objetivo de contrarrestar las presiones inflacionarias adicionales, y en línea con el incremento de 25 puntos base en el rango objetivo para la tasa de referencia de la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed), la Junta de Gobierno del Banco de México (Banxico) decidió de forma unánime elevar su tasa de interés de 5.25 a 5.75 por ciento.

En las minutas de la reunión del pasado 15 de diciembre se observa que todos los miembros de la Junta advirtieron que el aumento de la inflación general anual en noviembre es producto tanto de la gradual tendencia al alza que ha presentado la inflación subyacente como del impacto que han tenido sobre la inflación no subyacente los incrementos en algunos precios de productos agropecuarios y de las gasolinas en la frontera norte .

Así, prevén que las inflaciones general y subyacente se ubiquen ligeramente por arriba de 3% al cierre de este año, mientras que para el 2017 esperan que registren alzas adicionales, cerrando el año dentro del intervalo; sin embargo, prevén que para el 2018 la inflación retome una tendencia convergente al objetivo de 3 por ciento.

Lo anterior, acotan, se deriva de la depreciación del tipo de cambio así como de los efectos temporales del incremento al salario mínimo el próximo año y la liberalización gradual de los precios de las gasolinas; asimismo, indican que los riesgos para la inflación han seguido deteriorándose.

En cuanto al tipo de cambio, un integrante destacó que la moneda nacional sigue siendo una de las más afectadas por la incertidumbre en el entorno internacional, con una tendencia a seguir depreciándose.

Por otro lado, la mayoría de los miembros sostuvo que la incertidumbre en torno a la nueva administración estadounidense, a cargo del republicano Donald Trump, persiste; incluso, uno de ellos indicó que ésta ya pudo haber tenido un impacto en la inversión privada, mientras que otro destacó el pesimismo expresado por los analistas en la encuesta recabada por el Banxico respecto a si es momento adecuado para invertir.

Ante el entorno actual la Junta de Gobierno aseveró que las autoridades deben fortalecer los fundamentos macroeconómicos del país.

En un documento aparte Invex considera que las minutas apoyan la expectativa de que el banco mantenga una relación relativa con la Fed durante el 2017, aunque con una mayor magnitud , y prevén un aumento a la tasa de al menos 100 puntos base.