El total de estadounidenses que pidieron por primera vez el seguro de desempleo cayó la semana pasada desde un máximo en siete meses, apuntando a una continua mejora en las condiciones del mercado laboral.

Las solicitudes iniciales del seguro de desempleo se redujeron en 10,000 a una cifra desestacionalizada de 307,000 para la semana terminada el 17 de enero, informó este jueves el Departamento de Trabajo.

Los economistas encuestados por Reuters esperaban un dato de 300,000.

erp