Si el gobierno de Andrés Manuel López Obrador se espera hasta la segunda mitad de su administración para hacer una reforma fiscal integral, las promesas de mejorar la inversión y reducir la desigualdad no se lograrán, advirtió Juan Carlos Moreno Brid, exdirector adjunto y coordinador de investigación de la sede en México de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL).

"Si hay un instrumento importante para la redistribución del ingreso es la política fiscal, pero el gobierno decidió por razones políticas posponer la reforma para el cuarto año”, dijo el también matemático de la UNAM, con maestría en Economía por el Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE) y con doctorado en Economía por la Universidad de Cambridge.

Al participar en el Foro Paquete Económico 2020, organizado por el Instituto Belisario Domínguez del Senado de la República, comentó que todos los gobiernos que han hecho reformas fiscales importantes, ha sido en los primeros años de gobierno y no hasta la segunda mitad.

"No conozco ningún presidente -salvo López Portillo- que haya tenido tanta fuerza como la que tiene López Obrador para poder hacer una reforma fiscal importante (…) Se necesita una reforma fiscal profunda que permita mejorar sustancialmente la capacidad de financiamiento del sector público", dijo Moreno Brid.

Para el especialista, la incertidumbre que se tiene en el sector externo por causa de las tensiones comerciales entre Estados Unidos y China, implica que el crecimiento del país provenga en gran medida de los avances que se puedan generar en el mercado interno.

Según sus estimaciones, si México no hace una reforma lo antes posible, implicaría que la inversión extranjera tendría que financiar con 7 puntos del Producto Interno Bruto (PIB) todo lo que se requiere para financiar la inversión pública y programas sociales.

Además, hizo un llamado a los senadores para que cuestionen a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) sobre cuál sería el "plan B", si la economía mundial cae en una mayor desaceleración económica.

Juan Carlos Moreno Brid criticó el bajo gasto en inversión que se tiene contemplado en este sexenio, "el gobierno habla de que la inversión tiene que crecer 3 puntos del PIB; sin embargo, para 2020, la inversión física cae alrededor de 5%, respecto del presupuesto del 2019. Entonces, lo que yo digo es que, como en las familias y las empresas es igual en los gobiernos, si no inviertes, no creces".

 

kg