El Fondo Monterio Internacional (FMI) mantendrá el proceso estandar de selección de liderazgo para sustituir a Christine Lagarde, donde el candidato ganador obtendrá la mayor cantidad de votos, advirtió el Vocero del organismo Gerry Rice.

“Será un proceso como los anteriores, transparentes y conforme al mérito”, aseguró.

Al retomar su conferencia de prensa quincenal, a una semana de la renuncia formal de Lagarde como Directora Gerente, el vocero precisó que “el Directorio Ejecutivo se reunirá muy pronto para establecer los tiempos y detalles de cara a la selección” y no precisó si estará completado el proceso para las Reuniones Anuales a realizarse en la segunda semana de octubre próximo.

El Directorio Ejecutivo del Fondo está conformado por 24 representantes de los 198 países miembros y tal como lo marca el Convenio Constitutivo, cualquiera de los integrantes podrá postular un candidato al cargo, y deberá promover el mayor apoyo de los demás miembros para asumir la Dirección.

 

Estos 24 representantes agrupan a la totalidad de los integrantes, pero solo unos cuantos tienen el poder de decidir sin necesidad de consensar el parecer de un grupo de países.

Cuando Estados Unidos levanta la mano, tiene el mayor peso en las resoluciones ya que su voto vale 16.90% del total. Es el más alto y está apuntalado por la cuota que aporta al organismo, la mayor entre los 189 miembros.

Los otros siete países que cuentan con un poder de voto único otorgado por su aportación al Banco son Japón, Alemania, Francia, Reino Unido, China, Arabia Saudita y Rusia.

Los demás países están agrupados en otras 16 sillas y su voto tiene que ir acordado con los representantes de otras latitudes. Así por ejemplo, México ocupa una silla con España Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, España y Venezuela y el peso del voto conjunto de nuestro grupo, es de 4.66 por ciento.

México va con España

Hasta ahora, solo ha trascendido el nombre de un posible candidato a postular con la intención explícita de los Egipto para nominarle. Se trata de Mohamed Al Erian, Ex Director Ejecutivo del fondo de inversión PIMCO.

La semana pasada, también se hizo pública la intención del gobierno de España de presentar la nominación de Nadia Calviño para el proceso tal como informó el Diario el País. De confirmarse, México y la silla completa con quien comparte el voto, tendrá por default que apoyarle y quedaría anulada la remota posibilidad de que un candidato mexicano repita intención de participar.

Cabe recordar que en el proceso de selección del 2010, donde triunfó Lagarde, el mexicano Agustín Carstens presentó su candidatura. Entonces, España dijo que por estar en la misma silla, debían acompañarle.

El FMI y el Banco Mundial mantienen una regla no escrita, donde el presidente del BM es siempre un estadounidense y el director Gerente del FMI, un europeo.

Tras la renuncia sorpresiva de Lagarde, cualquier candidato tendrán que buscar el apoyo de EU para ganar la elección.

De promover la candidatura oficial de Calviño, existe la posibilidad de que un español vuelva a dirigir al Fondo, como sucedió con Rodrigo de Rato, quien estuvo al frente entre 2004 y 2007.

[email protected]