Washington. El Fondo Monetario Internacional (FMI) trabajará con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) con el fin de identificar las listas de países que eximen del pago de impuestos a los inversionistas extranjeros o que favorecen una reducción muy significativa en la tributación.

Por iniciativa del llamado G-5 integrado por Alemania, Reino Unido, Francia, Italia y España, se buscará automatizar el intercambio de información sobre la propiedad efectiva de sociedades. Independientemente de que se trate de fondos fiduciarios, sociedades de inversión o cualquier tipo de entidad financiera poco transparente.

En rueda de prensa, previa a la cena de trabajo del primer día de la reunión de ministros del G-20, que se realiza en paralelo a las Reuniones de Primavera, los ministros reconocieron que se puede explorar la posibilidad de sancionar a los países que no se adhieran al acuerdo de manera voluntaria.

Ahí mismo, el ministro de Economía y Competitividad de España, Luis de Guindos, enfatizó que la iniciativa busca transparentar por completo la operación de las sociedades y revelar los verdaderos nombres de las entidades opacas.

La directora gerente del FMI, Christine Lagarde, puntualizó que se necesita una cooperación tributaria internacional mucho más sólida que favorezca la transparencia global y el cumplimiento con el fisco .

Atajar evasión

El ministro de finanzas alemán, Wolfgang Schäuble, ya había anticipado en su país que presentaría al G-20 un plan de acción de 10 puntos contra el lavado de dinero y los paraísos fiscales.

El objetivo, aseguró en la conferencia, es que todos los países tengan registros contra el lavado de dinero, tal como lo recomienda la legislación europea, y que éstos se conecten entre sí para acelerar el cambio automático de información fiscal.

El ministro de finanzas de Reino Unido, George Osborne, aseguró que se requiere acción internacional para poner a los delincuentes en la cárcel. Porque las palabras de condena o los compromisos en papel no devuelven una sola libra ni un dólar al Estado. Y, en cambio, favorecen a la erosión de los recursos públicos para atender apremiantes retos.

Por la mañana, el presidente del Banco Mundial, Jim Yong Kim, afirmó que cuando un contribuyente saca dinero de su país para tributar en otro menos estricto, está dañando directamente la lucha contra la pobreza y otros retos de orden social.

Consideró que mientras más transparentes sean los sistemas tributarios, será mucho más sencillo promover la equidad en la tributación.

Reconoció que se encuentra extremadamente preocupado por el uso que están dando algunos industriales y líderes del mundo a las compañías offshore, para evadir el pago de impuestos en sus localidades.

Hablando de Panamá

Horas antes, el Director de Asuntos Fiscales del Fondo, Vitor Gaspar, anticipó que había acercamientos con el Banco Mundial (BM), la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y la OCDE para promover el compromiso de los países miembros en la transparencia en el intercambio de comunicación fiscal entre países e instituciones financieras.

Ahí, el secretario Gurría afirmó que Panamá decidió adoptar los parámetros internacionales sobre información de impuestos (...); si es así y lo hacen por completo, sería un aspecto positivo de todo el incidente de los Papeles de Panamá , dijo.

Los Papeles de Panamá son una serie de documentos que vinculan a un despacho legal de Panamá, Mossack Fonseca, con la facilitación en la creación de negocios y empresas en paraísos fiscales.

Una vez que el propio país formalice esta adhesión, sólo quedará Bahrein como uno de los centros financieros que han ignorado la adopción de la Norma de Información Común de Intercambio Automático de Información que fue adoptada por el G-20 en el 2014.

Sobre la propuesta de los cinco países europeos, el G-24 anunció que están dispuestos a cooperar en el intercambio transparente de información financiera.

Damos la bienvenida a la iniciativa del FMI y la OCDE para construir una red de comunicación y transferencia de información tributaria entre naciones, que favorezca el combate al blanqueo de dinero , aseveraron.

El G-24 está integrado por Argelia, Argentina, Brasil, Colombia, Congo, Costa de Marfil, Egipto, Etiopía, Gabón, Ghana, Guatemala, India, Irán, Líbano, México, Nigeria, Pakistán, Perú, Filipinas, Sudáfrica, Sri Lanka, Siria, Trinidad y Tobago y Venezuela.