La nueva Ley Federal para la Prevención e Identificación de Operaciones con Recursos de Procedencia Ilícita no inhibirá la actividad económica, aseguró el Instituto Mexicano de Contadores Públicos (IMCP).

Sin embargo, consideró que uno de los retos para su implementación será garantizar que no se dupliquen los reportes emitidos por los sujetos obligados. En conferencia de prensa, consideró que lo anterior tendrá que ser tomado en cuenta en el reglamento que se emitirá el próximo año.

La presidenta de la Comisión de Enlace Legislativo del IMCP, Patricia González, explicó que se espera que en las reglas secundarias se pueda subsanar esta preocupación. Dijo que es posible que se puedan dar varios avisos de una misma operación.

Por ejemplo, cuando se adquiera un terreno o inmueble bajo el umbral que establece la ley, no se sabe quién deberá dar el reporte, si el desarrollador o el notario, cuando se haga la escritura.

Para el caso de los contadores, se tiene experiencia con los avisos que se emiten al fisco de las actividades y movimientos de sus clientes, pero ahora, si se hace incorrecto no sólo se evitará por las sanciones, sino por las implicaciones que conlleva.

MÁS COMPETITIVIDAD

González reconoció que con la nueva ley habrá un periodo de aprendizaje que tendrá que seguirse para que pueda funcionar como un control, pero eso no significará que limitará el ritmo económico en el país. Se contará con un instrumento más para combatir al crimen organizado, ya que se requiere tener todo un marco jurídico con distintos ordenamientos. En opinión de la contaduría pública organizada en el país, la nueva ley nos dará la oportunidad de ponernos al mismo nivel de competitividad que otros países.

Lo anterior, en opinión de Patricia González, porque las operaciones vulnerables que se reportarán se pueden comparar con las que establece la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE) para limitar el uso de efectivo. Comentó que en Colombia ya se probó la efectividad de esta ley.

En Argentina tienen una parecida pero más estricta. Otro país que restringe ese tipo de operaciones es Reino Unido. Para el caso de los donativos, dijo que en el Congreso se hicieron estudios para poner los límites.

Y mencionó que hasta la Iglesia estará obligada a reportar los donativos cuando rebasen los montos. Dijo que, a diferencia de la iniciativa original, en el decreto no se tipifica una profesión en especial para ser sujeto obligado.

Se abrió el umbral para concentrar las actividades vulnerables a operaciones que pudieran ser con recursos de procedencia ilícita.

PRIMEROS AVISOS, EN AGOSTO DEL 2013

Publican decreto ?de nueva ley antilavado

La secretaría de Hacienda publicó en el Diario Oficial de la Federación (DOF) el decreto por el que se expide la Ley Federal para la Prevención e Identificación de Operaciones con Recursos de Procedencia Ilícita, la cual entrará en vigor en julio del 2013.

Un mes después, es decir, en agosto del próximo año, tendrá que emitirse oficialmente el reglamento, con lo cual se empezarán a presentar los primeros avisos de actividades vulnerables que tendrán que hacer los sujetos obligados.

Y, en octubre, entrarán en vigor las disposiciones relativas a la obligación de presentar reportes, así como la restricción del uso de efectivo.

Con esta nueva ley los sujetos obligados a reportar operaciones serán los notarios y corredores públicos; los comercializadores de inmuebles; vendedores y compradores de obras de arte; joyerías; los prestadores de servicios contables y jurídicos; los que se dedican a realizar concursos, juegos y sorteos; los emisores o comercializadores de tarjetas de servicios o crédito; los que se dediquen a la compraventa de metales preciosos y relojería; la venta de autos, vehículos aéreos y marítimos, y el traslado de valores y blindaje.

IDENTIFICACIÓN DEL CLIENTE

La ley establece que tendrán que identificar y conocer a los clientes y usuarios con quienes realicen las propias actividades vulnerables.

Estarán obligados a proteger y evitar la destrucción u ocultamiento de la información que sirva de soporte, presentar los avisos a la Secretaría de Hacienda, dependencia en la cual tendrán que designar a un representante encargado del cumplimiento de las obligaciones.

Brindarán las facilidades necesarias para que se lleven a cabo las visitas de verificación.

En el decreto se especifican los casos en los que se restringe el uso de efectivo en determinadas operaciones vinculadas a activos considerados de alto valor producto del crimen organizado.

Por ejemplo, será actividad vulnerable cuando en las vinculadas con la práctica de juegos con apuestas, concursos y sorteos el monto en efectivo sea por 20,257 pesos y se dará aviso a la autoridad cuando supere los 40,202 pesos.

En piedras preciosas, metales, joyas o relojes el umbral será de 50,151 pesos y si es mayor a 100,039 pesos se tendrá que elaborar un aviso. En obras de arte el monto será de 150,215 pesos y mayores a 300,188 pesos para dar aviso.

En venta de autos, el monto fijado fue de 200,079 pesos y si la operación rebasa 400,158 pesos se tendrá que avisar a las autoridades. Será actividad vulnerable el blindaje cuando supere 150,215 pesos y si excede 300,118 pesos se deberá dar aviso a Hacienda.

leonor.flores@eleconomista.mx