La presidenta brasileña, Dilma Rousseff, aseguro que durante un encuentro con su par estadounidense, Barack Obama, planteó su preocupación por el impacto que las políticas monetarias expansivas de las economías desarrolladas causan en el mundo en desarrollo.

Rousseff hizo los comentarios tras reunirse con Obama en el Salón Oval de la Casa Blanca, donde comunicó "la preocupación de Brasil por las políticas monetarias expansivas".

La mandataria ha criticado en ocasiones anteriores a Estados Unidos y a Europa por causar un "tsunami monetario" que ha inundado de liquidez a Brasil y provocado un alza del real, lo que hace menos competitivas las exportaciones del país sudamericano.

El portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, declinó comentar sobre la respuesta de Barack Obama a las preocupaciones manifestadas por la presidenta Dilma Rousseff.

SATISFECHOS CON LA RELACIÓN BILATERIAL

Los mandatarios dialogaron sobre temas bilaterales, regionales y multilaterales y analizaron los acuerdos vigentes sobre energía, educación y tecnología y la creación de un nuevo Diálogo de Cooperación en Defensa, entre otros asuntos, según indicó la Casa Blanca en un comunicado.

Los líderes enfatizaron la importancia de estimular el comercio y la inversión y dieron la bienvenida al crecimiento de la relación en esas áreas, ilustrado con un récord de 74,000 millones de dólares en comercio bilateral en el 2011 , indicó el comunicado.

Los presidentes, quienes luego de la reunión compartieron un almuerzo, coincidieron en la necesidad de reforma del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas. Obama y Rousseff expresaron su apoyo para una expansión modesta de ese órgano que mejore su efectividad y eficiencia así como su representatividad.

El presidente estadounidense reafirmó su apreciación por la aspiración de Brasil para convertirse un miembro permanente del Consejo de Seguridad del organismo multilateral", agregó el comunicado.

A días de encontrarse nuevamente en la Cumbre de las Américas en Colombia, los jefes de Estado, discutieron además una mayor colaboración en instituciones financieras internacionales para reducir desbalances globales, promover estabilidad financiera e inclusión .

Por último, subrayaron la necesidad de profundizar la reforma de las instituciones financieras internacionales, la cual debe reflejar las nuevas realidades económicas , para lo cual resaltaron la importancia de trabajar juntos en las reformas de las cuotas y gobernanza en el Fondo Monetario Internacional .

Contenido de la Red Iberoamericana de Prensa Económica