El ministro alemán de Finanzas, Wolfgang Schäuble, instó al Reino Unido a que siga firmemente comprometido con la Unión Europea (UE), respondiendo a una ola de euroescepticismo que Berlín teme pueda llevar a Londres cerca de su salida.

La petición de Schäuble, pronunciada durante una visita a la Universidad de Oxford, se produce días después de que el ministro británico de Exteriores, William Hague, plantease una visión diferente de una UE menos firme si Reino Unido optase por abandonar muchas políticas.

La canciller Angela Merkel dijo que la próxima semana visitaría Reino Unido, un socio importante, para reunirse con el primer ministro David Cameron.

"En mi opinión, la voz británica es muy necesaria en esta competencia de ideas", dijo Schäuble, conocido por su apasionada visión proeuropea, ante una audiencia fundamentalmente académica en el Saint Anthony College en Oxford.

"Creo firmemente que Europa sería más pobre sin este aporte a nuestros debates. Reino Unido debería retener y recuperar un puesto en el centro de Europa porque esto será bueno para la UE", remarcó.

Merkel se hizo eco de los comentarios de su ministro en una reunión con miembros de su partido de centroderecha Unión Demócrata Cristiana (CDU) en la ciudad alemana de Schwerin.

"Reino Unido es un socio importante en la Unión Europea y tiene otras ideas sobre Europa, no quiere una integración tan estrecha. Pero desde la perspectiva alemana, desde el punto de vista de nuestros intereses, es un importante miembro de la UE", dijo Merkel.

Berlín siempre ha valorado la influencia del libre comercio de Londres en la UE como un contrapeso a Francia y otros países que tienen una línea más proteccionista y favorecen la intervención estatal en la industria.

Para consternación de Berlín, Cameron manifestó que quiere usar la crisis de la eurozona y los movimientos que han fomentado una mayor integración de los 17 estados miembro para negociar una relación más flexible entre Reino Unido -que mantiene su moneda en lugar del euro- y la UE.