El acuerdo de presupuesto de Estados Unidos que se está viendo en la Cámara de Representantes bajaría los déficits en casi 80,000 millones de dólares en 10 años, informó la Oficina Presupuestaria del Congreso (CBO, por su sigla en inglés).

La reducción del déficit se lograría gracias a incrementos en ingresos, gastos más bajos en salud, garantías a las pensiones y a la seguridad social.

La legislación flexibilizaría los topes automáticos al gasto para incrementar el gasto discrecional en 80,000 millones de dólares en el curso de los dos próximos años fiscales y produciría ahorros mayores en los años posteriores, según el análisis de la CBO, una agencia no partidista que arbitra sobre asuntos fiscales.

El plan de presupuesto mostraría un incremento en el déficit neto de 4,600 millones de dólares en el año fiscal del 2016 y de 53 millones de dólares en el 2017; sin embargo, para el periodo entre los años fiscales del 2018 y el 2025 eso cambiaría a reducciones del déficit anual de 4,900 millones a 9,000 millones de dólares.

Su nivel más bajo en ocho años

El déficit público estadounidense cayó en el 2015 a su nivel más bajo en ocho años, a 2.5% del PIB.

El acuerdo sumaría 32,300 millones de dólares en ingresos en el periodo de 10 años, principalmente por cumplimiento fiscal, salud y provisiones de pensiones y bajaría los desembolsos estimados en 47,600 millones de dólares.

El acuerdo de presupuesto alcanzado para los dos próximos años permitirá elevar el techo de deuda federal y alejar el riesgo de default para lo que resta de la gobernanza de Barack Obama.

Es una buena noticia para todos. Es un paso adelante , afirmó el presidente Obama sobre la resolución. Y espero que ambos partidos se sumen para aprobar este acuerdo sin demora , agregó.