La delegación de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) en Querétaro inició el Programa Especial de Verificación y Vigilancia Día de la Madre 2011 con el fin de constatar que los productos, bienes y servicios relacionados con este festejo cumplan con la legislación aplicable.

El delegado de la Profeco, Claudio Sinecio Flores, informó que el Programa inició ayer y concluirá el próximo martes 10 de mayo para proteger a los consumidores.

Deben cumplir las normas

Las acciones de verificación serán focalizadas a establecimientos como florerías, tiendas de autoservicio, departamentales, boutiques, zapaterías, electrónica, electrodomésticos, pastelerías, restaurantes, bares y estacionamientos, en ese sentido, precisó que se verificará que la venta de productos y servicios de mayor demanda por los festejos del Día de la Madre, entre los que destacan prendas de vestir, calzado y productos electrodomésticos, cumplan tanto las normas oficiales mexicanas como la Ley Federal de Protección al Consumidor.

También se verificarán los instrumentos de medición como básculas, para que estén debidamente calibrados y entreguen kilos completos, evitando así que se afecte la economía de los consumidores.

Dijo que de haber violaciones a la ley se impondrá medidas precautorias como la inmovilización de instrumentos o la colocación de sellos de advertencia en los establecimientos infractores y se iniciarán procedimientos administrativos en los que podrá imponer sanciones de entre 397 pesos y 2.3 millones de pesos.