Los precios en los supermercados argentinos aumentaron 27% en el 2014, según surge de los datos del sector dados a conocer este miércoles por el Instituto de Estadística y Censos (Indec), por encima de la inflación oficial que el año pasado marcó un incremento de 23.9% y pese al plan Precios Cuidados lanzado en enero del 2014 por el Ministerio de Economía y aún vigente.

De esta manera, el gobierno argentino reconoció un alza de precios en los supermercados superior a la del Índice de Precios al Consumidor Nacional urbano (IPCNu) que mide la evolución de una canasta de servicios y de bienes.

El incremento admitido por el organismo de estadística oficial en la Encuesta de Supermercados dio cuenta que los productos incluidos en el programa de Precios Cuidados no lograron establecerse como brújulas para los demás artículos tal como pretendía el Ministerio de Economía cuando lo lanzó por primera vez en enero del 2014.

En el mismo informe el Indec remarcó que la variación de precios implícitos de la encuesta oficial "refleja las modificaciones de un conjunto acotado de precios de productos y no, obviamente, del total de precios de la economía, por lo cual no puede tomarse como una medida de la inflación".

En este sentido, el organismo precisó que "dado el marco metodológico propio de cada encuesta, resulta técnicamente inviable realizar una comparación con otros indicadores de evolución de precios elaborados por el Indec".

"El Índice de Precios al Consumidor (IPC) toma en cuenta un número considerablemente mayor de bienes, además de una amplia gama de servicios, a la vez que incluye precios de venta no sólo en supermercados sino en diversos tipos de comercios más pequenos", agregaron en el comunicado de prensa distribuido ayer.

Pese a que efectivamente los cálculos son diferentes, los índices de precios de los supermercados se elaboran a partir de la información recolectada del operativo de Índice de Precios al Consumidor y se sitúan muy por encima de las variaciones de precios para el sector que presentan la mayoría de los países para el mismo período.

De acuerdo a los datos oficiales, en los supermercados aproximadamente el 66% de las ventas corresponde a alimentos y bebidas mientras que el 13.6% pertenece al rubro de artículos de limpieza y perfumería.

En cuanto al nivel de las ventas, el organismo informó que la facturación creció 37.4% durante el 2014. En particular, en diciembre los supermercados registraron una mejora de 33.1% interanual y una de 19.4% respecto al mes anterior.

En términos constantes, las ventas en diciembre mostraron un avance de 18.3% y uno de 4.8% respecto a diciembre del 2013, según el Indec. Sin embargo, de acuerdo a consultoras especializadas en el sector como CCR el año pasado por primera vez desde el 2002 cayó el consumo en supermercados.

Al igual que sucede con la evolución de los precios y por ello mismo, los datos oficiales de ventas en supermercados muestran importantes diferencias con las cifras privadas.

Incluso, de acuerdo con la consultora Scanntech, que se especializa en mediciones de supermercados de proximidad, durante el año pasado las ventas en los establecimientos chinos cayeron 8.2 por ciento.

Incluso se espera que las cifras de PBI oficiales de 2014 marquen una caída del consumo privado por primera vez desde el 2002, sólo contrarrestado por un alza del consumo público.

El miércoles el Indec también dio a conocer que en los centros comerciales la facturación creció 32.5% en el 2014. En particular, en diciembre registró un alza interanual de 31.2% y una de 58% respecto a noviembre.

abr