Los productores mexicanos enfrentaron en julio una menor inflación a la que se había registrado en junio, de acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

En el séptimo mes del año, el Índice Nacional de Precios al Productor (INPP) registró una disminución mensual de 0.66%, con lo cual la tasa anual se ubicó en 6.51 desde 6.95% registrado en junio.

El reporte del Inegi precisó que, por grupos de actividades económicas, los precios de las actividades primarias disminuyeron 2.83% anual, mientras que las actividades secundarias presentaron un incremento de 8.92% y las terciarias de 3.97 por ciento.

“Si bien el INPP pasó de 6.95 a 6.51%, algunas industrias siguen con presiones relevantes, como lo es la minería no petrolera, la construcción y manufacturas de derivados de petróleo y carbón. Esto en línea con el encarecimiento de materias primas, como petróleo y metales”, indicó Alejandro Saldaña, analista de Ve por Más (Bx+).

Agregó que aún no se ve un claro efecto de las tarifas que se le impusieron al acero y aluminio en julio pasado, ello como respuesta a los aranceles impuestos por Estados Unidos.

Al interior del reporte, el Inegi muestra que las actividades primarias —aquellas que se refieren a la agricultura, cría y explotación de animales así como el aprovechamiento forestal, la pesca y la caza— presentaron una disminución mensual de 2.72% para hilar cinco meses de disminuciones, las cuales empezaron en marzo cuando la inflación en este rubro fue de 6.34 por ciento.

Los productores que se dedican a las actividades secundarias tuvieron una disminución en los precios de 0.95%; sin embargo, a tasa anual éstos registraron un incremento de 8.92 por ciento.

Al interior de estas actividades, la minería fue la que tuvo un mayor incremento en sus precios en comparación anual, de 12.59%, pese a que en su tasa mensual presentó una disminución de 5.24 por ciento.

El rubro que se refiere a la generación, transmisión y distribución de energía eléctrica, suministro de agua y de gas por ductos al consumidor final presentó una variación mensual de 2.34% y un aumento anual de 10.64%, mientras que quienes se dedican a la construcción vieron un avance de 0.80% mensual para que la inflación se ubicara en 10.04 por ciento.

Por su parte, las industrias manufactureras presentaron una disminución mensual de 1.17%; no obstante, presentaron un incremento de 8.45% anual.

Las actividades terciarias —en donde entran los transportes, correos y almacenamiento así como los servicios profesionales, de información en medios, entre otros— registraron un aumento en sus precios de 0.11% mensual, lo que llevó a la inflación en este rubro a 3.97% anual.

Asimismo, el Inegi informó que el Índice de Mercancías y Servicios de Uso Intermedio, excluyendo el petróleo, mostró una reducción mensual de 0.72%, lo que llevó a la tasa anual a ubicarse en 8.25 por ciento.

Por otro lado, el Índice de Mercancías y Servicios Finales presentó una disminución mensual de 0.63%, mientras que a tasa anual registró un alza de 5.75 por ciento.