Washington.- El Fondo Monetario Internacional (FMI) afirmó hoy que el plan de austeridad aprobado por el Parlamento de Grecia hará más fácil implementar las reformas económicas que ese país requiere para enfrentar su crisis actual.

"Este es un paso importante y sea bienvenido", señaló la vocera del organismo, Caroline Atkinson, quien añadió que este plan creará las condiciones para un crecimiento sostenido de la economía y el empleo.

El proyecto fue aprobado la víspera por el Parlamento griego, pese a una huelga general de 48 horas y violentos disturbios en las calles de la capital, Atenas, donde miles de manifestantes se enfrentaron con la policía.

En un comunicado, Atkinson comentó además que las discusiones entre el gobierno griego, el FMI y la Unión Europea (UE) continuarán adelante 'y esperamos pronto una positiva resolución'.

"Esto va a sentar las bases para completar nuestra cuarta revisión (del programa inicial) por parte del Directorio Ejecutivo y la liberación de la próxima partida (de recursos)", añadió la vocera.

El paquete de austeridad, exigido por el FMI y la UE, prevé un ahorro de más de 28,000 millones de euros (unos 40,000 millones de dólares) en el periodo 2012-2015, así como privatizaciones por 50,000 millones de euros (unos 72 mil millones de dólares).

Las nuevas medidas pretenden recortar los gastos del Estado para situar el déficit por debajo del 3.0% del Producto Interno Bruto (PIB) para 2014, mediante una alza de impuestos, recortes de salarios y prestaciones o la pérdida de 150 mil puestos de empleos públicos.

apr