Moody´s degradó un escalón, de "Baa2" a "Baa3", la nota del cuarto banco español por capitalización, Bankia, uno de los más expuestos del país al sector inmobiliario y que es objeto de rumores sobre una posible compra.

La decisión de de la calificadora "refleja la débil capacidad del banco en absorber los riesgos frente a diversos escenarios de un deterioro mayor de la calidad de los activos inmobiliarios", explicó la agencia en un comunicado.

Con la nota "Baa3" (con perspectiva negativa), Bankia está a un solo nivel de la categoría de inversión que "presenta características especulativas", según la clasificación de Moody's.

"Además, las nuevas exigencias en materia de provisiones aprobadas recientemente por el gobierno español van a agregar presión a la capacidad, ya escasa, de los bancos para sacar beneficios y en sus niveles de capital", subrayó Moody's.

Bankia, que nació de la unión de siete cajas de ahorro en el 2010, está justamente expuesto al sector inmobiliario.

Rumores de prensa daban cuenta las últimas semanas de una posible fusión entre Bankia y el tercer banco español, CaixaBank. Tal fusión daría nacimiento al primer banco del país en términos de activos, con una cartera de más de 500,000 millones de euros.