China ha añadido la minería de criptomonedas a su lista de industrias en las que la inversión está restringida o prohibida, según un documento publicado el viernes por el gobierno.

La llamada “lista negativa” detalla los sectores e industrias que están prohibidos tanto para los inversionistas locales como para los extranjeros.

Desde el mes pasado, los reguladores de China prohibieron el comercio de criptomonedas y el banco central del gigante asiático prometió purgar las actividades “ilegales” de criptomonedas. La medida ha provocado que los mercados de criptodivisas corten los lazos con usuarios chinos.

El proyecto de lista del 2021 de industrias en las que la inversión está restringida o prohibida se ha reducido a 117, dijo la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma, desde las 123 registradas en el 2020.

Las industrias que no están en la lista están abiertas a la inversión sin necesidad de aprobación.

Freno a monopolios tecnológicos

El país asiático continuará frenando los comportamientos monopólicos de las empresas de plataformas de Internet y fortalecerá la protección de la privacidad del consumidor y la seguridad de los datos, dijo el gobernador del banco central, Yi Gang.

El banco central trabajará con las autoridades antimonopolio para evitar que las empresas abusen de las posiciones dominantes del mercado y lidiará activamente con los nuevos problemas del monopolio, sostuvo Yi.

China implementará regulaciones que requieren que las empresas de plataformas dedicadas a negocios financieros establezcan sociedades de cartera financiera, según el discurso de Yi publicado en el sitio web del banco central.

En mayo China expulsó a las empresas mineras y recientemente prohibió todas las transacciones relacionadas con estos activos digitales.

De esta manera, más de 20 empresas, incluyendo bolsas de criptomonedas y desarrolladores, han abandonado toda actividad en el país asiático. Poco a poco, las bolsas de criptomonedas más importantes del país han ido comunicando a sus usuarios el cierre de sus cuentas.

Empresas que no están directamente involucradas en el mercado de las criptos también se han visto afectadas, tal es el caso de Alibaba, que ha dejado de vender equipos de minería de criptomonedas.