Daniela Steinbrink Mattei, economista senior de Renta Fija en UBS, es tajante al referirse a México: En el portafolio internacional no es México el país que sobresale para recomendar a los inversionistas. Preferimos a Brasil en América Latina, porque su potencial de crecimiento es mucho más alto, es más robusto su potencial de crecimiento doméstico y no depende tanto de Estados Unidos .

En conversación con El Economista, observa que el mercado sí se está fijando en que México necesita más crecimiento doméstico.

Si no tenemos una base de impuestos mucho más diversificada ni reformas laborales y energéticas para preservar una situación estructural estable, el potencial de crecimiento se mantendrá limitado , advierte.

De visita en el país, la Analista de Mercados Globales de UBS precisa que su expectativa de crecimiento del PIB mexicano para este año es de 4.5%, que viene más impulsado por exportaciones y no por consumo doméstico .

Sugiere la aplicación de reformas en el país para garantizar un potencial de crecimiento más estable, pues en su ausencia, el PIB llegará a 3.2 % en el 2011 como anticipa.

Refiere que la dinámica del desem­peño mundial para el año próximo es de una desaceleración.

Este año vuelve normalidad

Steinbrink estima que el indicador de que el mercado mundial ha vuelto a la normalidad será la subida de las tasas de interés de los bancos centrales.

Cuando los bancos centrales suban sus tipos (tasas), no sólo una vez, sino que nos embarquemos en un ciclo de alzas, eso sería el reflejo más importante de que volvemos a normalidad , considera.

Proyecta que este retorno se vería este mismo año, en septiembre en Estados Unidos, mientras el Banco Central Europeo (BCE) haría lo propio hasta fines del año.

Y es ese cambio en la política monetaria mundial el factor que UBS encuentra para explicar el menor dinamismo de la economía en la segunda parte del 2010.

Se espera que en la segunda parte del año habrá dos factores de vulnerabilidad. Políticas fiscales y monetarias más restrictivas que hacen menos buenos los pronósticos para el 2010 y el 2011 , anticipa.

Emergentes ganadores

Reconoce que en UBS les tomó por sorpresa el desempeño de los mercados emergentes durante la crisis y, ahora, en la recuperación.

Los mercados emergentes han sido una sorpresa positiva. Han sido los ganadores de esta crisis. Recomendaríamos la inversión de largo plazo en mercados emergentes del sudeste asiático , finaliza.

[email protected]