Ante la incertidumbre que se mantiene sobre la relación entre Estados Unidos y México, y por la calificación especulativa que ya ha impuesto una agencia a Pemex, analistas de las consultorías de negocios Pantheon Macroeconomics y Eurasia Group sugieren armar una estrategia para generar un ambiente más favorable en cuanto a inversión y perspectivas de México. Así se limitaría la aversión al riesgo por activos mexicanos que se está presentando.

Desde Londres, el economista senior de Pantheon Macroeconomics, Andrés Abadía, considera que se tiene que incidir en aspectos que han penalizado mucho a la industria petrolera del país, como el robo de combustible, la corrupción y la carga impositiva que ha ahogado al sector, entre otros factores.

“El mercado está perdiendo la frágil confianza que tenía depositada en AMLO y en Pemex. Su gobierno ha tenido una serie de traspases que en condiciones normales le hubieran dado el beneficio de la duda. Pero las condiciones externas no lo están acompañando y México depende significativamente del ciclo político de Trump”, dijo.

Para Tod Mariano y Daniel Kerner, ambos analistas en Eurasia Group, el presidente de México quiere evitar distracciones de sus prioridades domésticas, que son sus planes sociales y de infraestructura. De manera que en el contexto de menos ingresos por petróleo y un débil desempeño de la economía, anticipan que una reforma fiscal sería una señal pertinente.

“Balancear las finanzas de Pemex y las del gobierno será uno de los retos más importantes del sector público”, consignó.

Relación con EU, en riesgo latente

Concuerdan en reconocer la mejora de condiciones, al menos por unos meses, tras parar la amenaza de Donald Trump sobre los aranceles a productos mexicanos. Pero analistas de Eurasia Group ponen de relieve que “la resolución del problema arancelario es una victoria política para Trump, que mantiene abierta la puerta a una nueva amenaza a México con tarifas de aquí al periodo previo a las elecciones de Estados Unidos en el 2020”.

“Del lado estadounidense es probable que se haya causado daño al impulso de la administración por la ratificación por el Congreso del Acuerdo entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC)”, sostuvo.

El estratega de Pantheon Macroeconomics admite que se ha resuelto temporalmente el riesgo, pero sigue latente nublando el contexto para México.

Pemex, foco de riesgo

Para el economista senior para América Latina de Eurasia Group, Carlos Petersen, la degradación de la nota de Pemex por parte de Fitch, de “BBB-” a “BB+”, permite anticipar que el gobierno continuará su política de limitar la participación del sector privado en el ámbito energético.

Destaca que el nuevo retraso en la divulgación del Plan de Negocios de Pemex, reprogramado para fines de junio, podría ser el determinante para una nueva degradación de la nota crediticia de la petrolera por parte de las otras dos calificadoras Standard & Poor’s y Moody’s.

“Cualquier inyección de capital adicional o planes para ayudar a Pemex implicarán menores perspectivas de crecimiento, lo que probablemente se verá afectado por la incertidumbre generada por la relación entre Estados unidos y México”, expuso.

De manera que otro foco de incertidumbre está latente, en el mercado doméstico, finalizan.