La escasez de mano de obra en Estados Unidos (EU) puede durar más que la pandemia del coronavirus y limitar el crecimiento económico general, a menos que el país presente mejores políticas de educación, salud y cuidado de los niños, dijo el martes el presidente de la Reserva Federal de Richmond, Thomas Barkin.

Señaló que si bien la escasez de mano de obra ha aparecido de forma aguda durante la reapertura de la economía, aún representa un desafío a más largo plazo para el país.

Ampliar la base de trabajadores formales sería posible, señaló, a través de programas de cuidado de niños que ayuden a los padres, mejores opciones salariales y de transporte, o incluso incentivos para que las personas mayores sigan trabajando.

Durante la crisis se jubilaron más empleados de los previstos, mientras que otros, sobre todo las mujeres y los que tenían empleos peor pagados, dejaron de trabajar por sus responsabilidades de cuidado de la familia o por la preocupación por los riesgos de salud.

Construcción de viviendas disminuye

Además de la escasez de la mano de obra, hay otros indicadores que suman preocupación sobre el desempeño de la economía estadounidense.

La construcción de casas en EU cayó en septiembre en medio de una aguda escasez de materias primas y mano de obra.

En el noveno mes del año, la construcción de viviendas cayó 1.6% a 1.5 millones de unidades, el nivel más bajo desde abril. Los materiales de construcción, como ventanas y cajas de interruptores eléctricos, son escasos.

“El impulso en la demanda todavía parece ser positivo”, dijo Rubeela Farooqi, economista jefe para Estados Unidos de High Frequency Economics. “Pero la oferta tiene problemas para igualarla debido a los mayores costos de los insumos y la escasez”.

El mercado de la vivienda se vio impulsado a inicios de la pandemia por un éxodo de las ciudades a los suburbios y otras localidades de baja densidad, ya que los estadounidenses buscaban viviendas más grandes para trabajar desde el hogar y educación en línea. Ese empuje está disminuyendo a medida que los trabajadores regresan a las oficinas.