La economía mexicana continúa en un proceso de recuperación; sin embargo, a un menor ritmo respecto de meses pasados, de acuerdo con los resultados del Sistema de Indicadores Cíclicos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

En octubre del 2020, el Indicador Coincidente —que refleja el estado general de la economía—registró su quinto incremento consecutivo con una diferencia de 0.26 puntos respecto al noveno mes del año; sin embargo, es menor que los aumentos pasados. De esta manera, se ubicó en 97 puntos, con lo que se mantuvo por debajo de su tendencia de largo plazo.

“Bajo este enfoque (clásico), la economía confirma cinco meses en la etapa de recuperación, la cual empezó en junio con la reapertura de negocios en el país. No obstante, los menores incrementos son señal de una desaceleración en la recuperación”, indicó Gabriela Siller, directora de Análisis Económico y Financiero de Banco Base.

Al interior del reporte se observó que cuatro de sus seis componentes mostraron aumentos; el Indicador de la Actividad Industrial tuvo el mejor comportamiento, con un crecimiento de 0.98 puntos respecto a septiembre.

En el caso del Indicador Adelantado, que busca señalar los picos y giros del Coincidente, se registró un crecimiento de 0.38 puntos en noviembre, similar al de octubre, con lo que hiló seis meses de alzas.

Con ello, este indicador se ubicó por encima de su tendencia de largo plazo, en 100.9 puntos.

Al igual que en el Coincidente, en el Indicador Adelantado el crecimiento durante octubre se debió a que cuatro de sus seis componentes mostraron mejoras.

ana.martinez@eleconomista.mx