En medio de los problemas en Michoacán y de la mejoría del sector externo, los analistas privados consultados por el Banco de México (Banxico) advirtieron que la inseguridad pública en el país es el principal obstáculo para la economía.

Este factor logró colarse en primer lugar al repuntar de 14 a 20%, desplazando a la inestabilidad financiera internacional que quedó en segundo sitio con 19 por ciento. En cuarto lugar mencionaron a la política fiscal, con 10 por ciento.

En la última consulta del 2013, los especialistas veían la inseguridad pública como la tercera limitante para la economía. Hace un año, es decir, en la encuesta de febrero del 2013, era la cuarta preocupación con un porcentaje de 12 por ciento. Por eso ahora que repuntó, recortaron de 3.41 a 3.40% sus estimaciones para el PIB de este año, por debajo de 3.9% de la meta oficial.

Pero no sólo la inseguridad será un problema, sino también la inflación. Y es que ajustaron a la alza sus expectativas de 3.91 a 4.09%, mayor al rango superior establecido en el objetivo del banco central. El tipo de cambio podría generar presiones, pues lo están corrigiendo de una cotización de 12.69 a 12.84 pesos por dólar.

Así, nueve de cada 10 afirman que la economía no está mejor que hace un año, aunque tienen la esperanza de que mejore la situación en los próximos seis meses. Sólo 50% considera que es buen momento para realizar inversiones.

MENOS EMPLEO

En materia laboral, están previendo que la variación anual en el número de trabajadores asegurados en el IMSS pasará de 637,000 a 607,000 personas. En tanto, la tasa de desocupación cerrará el año en 4.49% y el promedio del año estará en 4.75 por ciento.

Están anticipando que los Cetes a 28 días terminen el 2014 en un nivel de 3.53% y los analistas mantienen su estimación de que el promedio de la tasa de fondeo interbancario seguirá en 3.5% hasta el tercer trimestre. Para el último trimestre del 2014 y para el 2015, los especialistas anticipan que será mayor a la actual.

La mayoría prevé que suba el fondeo hasta el 2015 y ninguno espera una tasa menor en el horizonte de pronósticos. En la parte externa, destaca que la inestabilidad financiera internacional y la debilidad del mercado fuera del país presentan un panorama más favorable.

Se mejoró la previsión del PIB para Estados Unidos de 2.56 a 2.73% para el 2014. Los cálculos para los flujos de Inversión Extranjera Directa son mayores a los previstos con 26,160 millones de dólares frente a los 25,900 de la encuesta anterior.

Infografia