La confianza de los analistas e inversores alemanes cayó en junio a su ritmo más rápido desde octubre de 1998 frente al empeoramiento del sector bancario español y la incertidumbre en torno a las elecciones griegas, según mostró un sondeo el martes.

El instituto económico ZEW con sede en Mannheim dijo que su índice de ánimo económico cayó a 16.9 en junio desde 10.8 en mayo, muy por debajo del nivel de 4.0 que esperaba un sondeo con 42 analistas realizado por Reuters.

El euro cedía frente al dólar y las bolsas europeas también bajaban después de este dato peor que el esperado.

"Las expectativas de los expertos del mercado financiero son una fuerte advertencia contra una valoración demasiado optimista de las perspectivas económicas de Alemania para el resto del año", dijo el presidente del ZEW, Wolfgang Franz.

"Los riesgos de una caída pronunciada de la actividad económica en países con lazos comerciales estrechos con Alemania son muy claros", dijo Franz.

"Además, la situación en la zona euro sigue siendo precaria", añadió. "El resultado de las elecciones griegas ha sido un breve respiro, ni más ni menos".

El índice se elaboró mediante consultas a 274 analistas e inversores entre el 29 de mayo y el 18 de junio.

RDS