La Inversión Extranjera Directa (IED) en 23 de las 32 entidades federativas del país registró una caída del 2006 al 2011 de forma acumulada, según cifras de la Secretaría de Economía.

Tabasco encabezó el listado. La IED que captó pasó de 77.2 a 2.9 millones de dólares en el periodo, una contracción de 96.26 por ciento.

Le siguieron Aguascalientes, con un descenso de 94.53%; Hidalgo, con 94.16%; Coahuila, con 88.45%, y Campeche, con 88.21 por ciento.

Según reportes anuales de la Secretaría de Economía, la inversión también cayó en nueve de las 10 entidades consideradas por aregional como las de mayores indicadores delictivos, de acuerdo con el índice de seguridad y orden públicos del 2010.

Se trata de Sonora (con una caída de 56.69%), Nuevo León (53.72%), Estado de México (53.59%), Puebla (48.31%), Tamaulipas (45.52%), Chihuahua (40.89%), Quintana Roo (38.30%), Baja California (37.27%) y Jalisco (32.63 por ciento).

Entre los aspectos que incluye el análisis de la consultoría están: porcentaje de hogares con al menos una víctima; porcentaje de la población que se siente insegura; porcentaje de personas de 18 años y más presas de algún delito; los posibles hechos delictivos denunciados en los fueros común y federal por cada 100,000 habitantes, y los delitos por cada 100,000 habitantes.

El contexto de violencia frena las inversiones, ese hecho ha provocado que empresarios y familias de los mismos migren a otros países en busca de una mejor situación , aceptó la directora del Área de Competencia de aregional, Maritza Rosales.

El presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana, Alberto Espinosa Desigaud, aseguró la semana pasada que el crimen organizado afecta la competitividad de las entidades al desalentar la inversión nacional y extranjera, así como causar el cierre de miles de empresas formales. La imagen de México se ha deteriorado gravemente , sentenció.

LOS GANADORES

A pesar de que el DF registró el mayor nivel delictivo en el índice de aregional, la IED no se frenó. Del 2006 al 2011 pasó de 9,923 a 13,565 millones de dólares, lo que significó un avance de 37.71 por ciento.

De acuerdo con la Secretaría de Desarrollo Económico del Estado de México, el DF se ve beneficiado de que un número importante de empresas que operan en otras entidades tengan su domicilio fiscal en la ciudad, lo cual hace que la IED se contabilice en la región.

Querétaro, Tlaxcala, San Luis Potosí, Veracruz, Durango, Guerrero, Guanajuato y Michoacán son el resto de los estados que registraron un aumento de la IED en el periodo.

En cuanto al rubro de inversiones nuevas dentro de la IED, 17 entidades registraron una caída. Hidalgo, Nuevo León, Tabasco, Tamaulipas y Coahuila mostraron la mayor contracción. En todos los casos superior a 90 por ciento.

DF, EL OMBLIGO DE LA INVERSIÓN

DF, Nuevo León, Chihuahua, Estado de México, Baja California y Jalisco son las seis entidades que captaron la mayor IED en el 2006 y el 2011; sin embargo, la participación cambió: mientras que la ciudad de México la aumentó de 49.6 a 69.8%, el resto de las entidades perdió terreno. Nuevo León pasó de 10 a 4.76%; Chihuahua de 7.48 a 4.55%; Edomex de 6.7 a 3.2%; Baja California de 4.8 a 3.1%, y Jalisco de 3.77 a 2.62 por ciento.

En el 2011, una decena de entidades concentraron 93.4% de la IED. Del monto recibido (19,440 millones de dólares), 35% fue capital nuevo, 21% reinversiones y 44% cuentas entre empresas de sociedades establecidas.

17 estados mostraron una caída en lo que se refiere a inversiones nuevas que se contabilizan dentro de la IED.

93.4% de la IED fue captada por 10 entidades federativas del 2006 al 2011.

El contexto de violencia frena las inversiones, ese hecho ha provocado que empresarios y familiares de los mismos migren

a otros países en busca de una mejor situación .

Maritza Rosales, directora del Área de Competencia de aregional.

fernando.franco@eleconomista.mx