A pesar de que aún no se alcanza la reforma fiscal deseable, durante la administración de Felipe Calderón hay 6.3 millones de nuevos contribuyentes, dijo el secretario de Hacienda, Ernesto Cordero.

Durante su participación en la Junta de Consejeros de BBVA-­Bancomer, el funcionario dijo: Seguimos haciendo un esfuerzo, ampliando la base, tratando de que cada vez más gente pueda contribuir a la responsabilidad que todos tenemos .

Ante los consejeros, encabezados por Francisco González, presidente del BBVA, el encargado de las finanzas públicas dijo que hoy México tiene una alcancía de 148,000 millones de dólares para hacer frente a posibles contingencias.

Agregó que el país tiene los amortiguadores que se requieren para enfrentar lo que pueda venir.

Además, destacó que la recuperación económica está en marcha, con una posibilidad remota de una recesión, pero habrá que estar listos por la turbulencia que hay en Europa y atajar cualquier choque externo que implique una caída en los ingresos públicos del país y poder enfrentar una contingencia.

Nuestro amortiguador ante hechos externos no se ve mal. México tiene la cifra récord en reservas internacionales, llegamos a más de 100,000 millones de dólares, que si lo sumamos a la línea de crédito flexible del Banco Mundial, tenemos 148,000 millones de dólares para poder ordenar y administrar un choque externo , manifestó ante los asistentes.

El funcionario público hizo un recuento de los avances del país.Explicó que se generan empleos, se construye la infraestructura requerida y las reformas estructurales son casi una realidad, lo que demuestra que el país está considerado como una nación fuerte y de grandes perspectivas.

Urge mejor clima de negocios

En su oportunidad, Manuel Sánchez, subgobernador del Banco de México, dijo que uno de los retos más importantes que México tiene es hacer cada vez más atractivo el clima de negocios.

Abundó que para crear un mejor entorno es necesaria la liberalización de las restricciones que todavía existen para la inversión privada.

Existe el reto de la desregulación para facilitar la operación de los negocios y, sobre todo, el fortalecimiento de un ambiente de competencia , aseguró Sánchez.