El banco estadounidense Goldman Sachs prevé reorganizar sus efectivos en reacción al Brexit, en particular deslocalizando hasta 1,000 empleados de Londres a Frankfurt, afirmó el diario alemán Handelsblatt.

El número de empleados en el Reino Unido debería verse dividido por dos para quedar en alrededor de 3,000 empleados, dado que la entidad quiere desplazar puestos dentro de Europa y hacia su sede en Nueva York , escribía el rotativo económico alemán citando fuentes financieras no identificadas.

El banco habla de la deslocalización de hasta 1,000 empleados hacia Frankfurt, entre ellos los vinculados a las operaciones de negocio y los banqueros de alto nivel , para aprovechar la presencia del Banco Central Europeo en la capital financiera alemana, según el diario.

Una parte de los equipos londinenses podría ir también a España, Francia y Polonia, mientras otros serían trasladados a su sede neoyorquina, agrega Handelsblatt.

Por su parte, el banco británico HSBC días atrás confirmó que alrededor de 1,000 puestos de trabajo de su banco de inversiones en Londres deberían verse desplazados a París con la salida del mercado único europeo anunciada el martes por la primera ministra británica Theresa May.

Las entidades internacionales cuya sede europea se encuentra en Londres corren el riesgo de perder el privilegio ( pasaporte europeo ) que les permite hacer negocios en los 28 países de la Unión Europea.

Por eso, buscan localizaciones alternativas para algunas de sus actividades, con Frankfurt, París y Dublín principalmente en el punto de mira.