Este sábado la gasolina Magna subió de 10 a 10.09 pesos por litro, la Premium (alto octanaje) se paga a 10.79, mientras el diesel se desplazó nueve centavos y se ubica en 10.45 pesos, en lo que es el cuarto incremento a los combustibles que aplica el gobierno federal en lo que va del año.

Con este aumento, el costo de la Magna acumula un alza de 89% si se compara con los 5.55 pesos por litro en que se cotizaba en 2009.

Según cálculos de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), 30% de la población mexicana de mayores ingresos recibe 65% del subsidio a las gasolinas.

Los menos favorecidos por el subsidio son los más pobres, señaló la SHCP en el informe Distribución del Pago de Impuestos y Recepción del Gasto Público por Deciles de Hogares y Personas: Resultados para el año 2010.

Los deciles son las 10 partes en que se divide la población de acuerdo con su nivel económico.

Según el reporte, ese año el subsidio ascendió a poco más de 56,000 millones de pesos (unos cuatro mil 600 millones de dólares), de los cuales alrededor de tres mil millones de dólares habrían beneficiado a la población más rica.

APR Con información de Prensa Latina