El futuro del mercado laboral, la participación productiva de la mujer en el empleo y la intervención conjunta de la iniciativa privada, gobierno y escuelas para el entrenamiento y educación de los jóvenes, fueron las sesiones más atractivas para los internautas que siguieron el primer maratón económico de 24 horas, organizado por el Banco Mundial, aseguró el Presidente del organismo, David Malpass.

En la clausura del Econothon, como le llamaron a este esfuerzo en redes, el presidente del organismo consignó que los jóvenes de las comunidades donde Banco Mundial tiene programas de apoyo, preferirían quedarse en su país de origen si éste ofreciera mejores oportunidades y si ellos contaran con el entrenamiento necesario para participar y aprovecharlas.

Comentó que su gran reto como Presidente del Banco, donde cumple tres meses al frente, es conseguir que los 40 países menos desarrollados, puedan alcanzar un nivel similar de progreso que tienen los emergentes.

En una participación de 15 minutos, reconoció que su meta, es lograr que las estadísticas de crecimiento y de desempeño, puedan evolucionar para lograr una medición más amplia que incluya el desarrollo y bienestar de la gente.

Doing Business, emblema de BM

En el transcurso de 24 horas de transmisión en línea lanzada desde las oficinas centrales del Banco, en Washington, participaron 46 economistas y expertos de todas las latitudes del mundo. La idea de hacer esta maratón de análisis económico y exposición de experiencias en los países miembros, fue generada e impulsada por Malpass.

En las primeras horas del día, centraron los análisis en la experiencia de desarrollo en comunidades de África, Este Medio y África del Norte.

También divulgaron una sesión sobre la deuda mundial, la infraestructura como motor de desarrollo y su reporte emblemático, el Doing Business, donde comparan las condiciones que ofrece cada uno de los países miembros para el desarrollo de la industria y la empresa.

abr