El Fondo de Vivienda del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (Fovissste) indicó que cuenta con una solidez patrimonial que le permite enfrentar riesgos que impliquen absorber pérdidas inesperadas, sin que signifique que se ponga en peligro a la Institución.

De acuerdo con el Fovissste, en la actualidad la estabilidad patrimonial del Fovissste supera el nivel mínimo regulatorio, que es de 8 por ciento.

Esto, de acuerdo con su vocal ejecutivo, Luis Antonio Godina Herrera, ha permitido que el Fondo se vea atractivo para captar recursos vía el mercado de valores. "Entre el 2017 y el 2018 se han obtenido un total de 41,400 millones de pesos".

"En el 2017 se realizaron dos bursatilizaciones por 6,845 millones de pesos y 3,155 millones de pesos, respectivamente; en el 2017 se contrataron tres líneas de almacenamiento por 12,000 millones de pesos (Sociedad Hipotecaria Federal), 2,000 millones de pesos (MIFEL/BBVA) y 3,000 millones de pesos (Banorte), respectivamente; en el 2018 se realizó una bursatilización de 12,000 mdp, y en el 2018 se contrató una línea de almacenamiento por 2,400 millones de pesos con Banco Santander.

Durante la Sesión Ordinaria 898 de la Comisión Ejecutiva del Fovissste, Godina Herrera precisó que tan sólo en el 2018 se han realizado ocho liberaciones de financiamientos por 60,000 créditos hipotecarios tradicionales, lo que corresponde a 85% de la lista de prelación para este 2018.

En dicha sesión, la Comisión Ejecutiva del Fovissste avaló la cancelación del esquema Respaldados M, por el cual el fondo sólo se involucraba en la retención correspondiente para el pago del crédito, lo cual era aprovechado para que falsos promotores robaran la identidad del acreditado y cobraban en efectivo el recurso del financiamiento.