El presidente de la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos, Ben Bernanke, dijo que el banco central no pronostica una recesión, pero destacó que el crecimiento económico del país es demasiado lento como para lograr una baja de la tasa de desempleo.

Ahora mismo vemos una economía que se está expandiendo, el empleo todavía está creciendo. Por lo tanto, esperamos que la economía siga a la alza, ésa es nuestra mejor proyección por ahora. No estamos esperando una recesión , sostuvo.

Nos gustaría ver qué tantos estadounidenses, como sea posible, que quieren trabajar tengan empleo. Nuestro objetivo es mantener la tasa de aumento de los precios al consumidor bajos y estables , dijo al Club Económico de Indiana.

Una economía que está creciendo sólo en el rango de 1.5 a 2%, eso no es suficientemente rápido para bajar la tasa de desempleo. Ésa es mi preocupación , agregó.

PLAN DE ESTÍMULO

Bernanke también salió en defensa del controvertido plan de estímulo monetario mediante la compra de bonos por parte del banco central estadounidense, al decir que sus acciones son necesarias para apoyar a la débil recuperación económica.

El jefe de la Fed aseguró que aunque el inusual débil desempeño económico del país obligó al banco central a recurrir a herramientas menos convencionales tras llevar las tasas de interés efectivamente a cero, las metas del organismo de estabilidad de precios y máximo empleo sostenible no han cambiado.

Igualmente, reiteró el compromiso realizado en la reunión de septiembre, en el cual la Fed anunció un nuevo programa de compra de activos sin límites y de mantener vigente una fuerte dosis de estímulo monetario, incluso después que un repunte económico parezca ganar impulso.

Siempre y cuando la estabilidad de precios sea preservada, seremos cautos de no subir las tasas de manera prematura , declaró Bernanke.