La economía mundial registrará un crecimiento más gradual que lo proyectado en octubre pasado, resultado de la demora que tendrá la recuperación de la eurozona, según estimaciones del Fondo Económico Mundial (FMI).

Al presentar su primera actualización del Panorama Económico Mundial (WEO), advierte: Los riesgos a la baja siguen siendo significativos, incluidos nuevos reveses en la zona del euro y riesgos de una excesiva consolidación fiscal a corto plazo en Estados Unidos .

Según el reporte, las condiciones económicas mejoran moderadamente en el tercer trimestre del 2012, con un crecimiento mundial que aumentó 3.2 por ciento.

La previsión del PIB para este año es de un incremento de 3.5%, pronóstico inferior en una décima de punto con respecto a la expectativa de octubre.

En la actualización de las perspectivas, se pronostica que en promedio el crecimiento en Estados Unidos será de 2% este año, tras incorporar un repunte en la actividad claramente sensible para el segundo semestre del año. La previsión del FMI es que alcanzará un incremento de 2% este año, que es un punto porcentual inferior al pronóstico de octubre.

Estas previsiones suponen un acuerdo del Congreso de EU para diferir el recorte automático del gasto para más adelante y que el ritmo del retiro del estímulo fiscal a nivel del gobierno general seguirá siendo de 1.25% del PIB.

Tras anticipar un repunte en la actividad estadounidense para el segundo semestre, el organismo prevé un crecimiento de 3% en el 2014, que incorpora una corrección a la alza en su última observación del 2012.

De acuerdo con el FMI, la eurozona se mantendrá en recesión este año, al registrar 0.2% negativo, dato que incorpora una corrección a la baja del pronóstico inicial de 0.3 puntos, tras promediar la lenta actividad que incluso reportará Alemania, de 0.6% del PIB este 2013. España e Italia cursarán su segundo año consecutivo en recesión, con revisiones a la baja con respecto a los pronósticos de octubre.

En tanto Japón, que es el tercer motor de crecimiento mundial, registrará un PIB de 1.2% este año, con lo que se mantiene sin cambios la previsión de octubre y una desaceleración que llevará al producto hasta 0.7% en el 2014.

EMERGENTES, CONTRAPESO DE NUEVO

Los motores del crecimiento mundial estarán en Asia según las previsiones del FMI. Estiman que en conjunto estas economías registrarán un crecimiento conjunto de 7.1 y 7.5% en el 2014.

Desde su perspectiva, China arrojará un crecimiento de 8.2% este año y 8.5% el próximo. En tanto, los de India serán de 5.9 y 6.4% anual en el 2012 y el 2013.

Este impulso motivará un crecimiento de las economías emergentes y en desarrollo de 5.5% este año. El pronóstico advierte: No se proyecta que volverán a alcanzar las altas tasas registradas en el 2010 y el 2011 .

Para Rusia, estiman un aumento de 3.7% este año y 3.8% el próximo. Ambos pronósticos incorporan correcciones a la baja de dos y una décima respectivamente.

Esto porque la debilidad de las economías avanzadas será un lastre para la demanda externa y los términos de intercambio de países exportadores de materias primas.

Además, advierte que ha disminuido ya el margen de maniobra para las autoridades de estas economías para aplicar políticas más laxas.

La nación azteca creció 3.8% en el 2012

MÉXICO Y CHINA, SIN CAMBIOS PREVISIBLES EN SU PIB, PRONOSTICA EL FONDO

México y China son las únicas economías emergentes para las que el Fondo Monetario Internacional (FMI) mantuvo sin cambios sus pronósticos de crecimiento con respecto a los difundidos en octubre.

Para México, esperan un incremento del PIB de 3.5% para este año y el próximo, previsión que de cumplirse rompería la racha de dos años en los que la economía mexicana superó a la brasileña en desempeño productivo.

Según sus cálculos, México alcanzó un incremento del PIB de 3.8% en el 2012, contra un registro de apenas 1% de Brasil en el mismo año.

No obstante, para este año anticipan una recuperación para la economía brasileña de hasta 3%, que será base para 4% en el 2014. Este último dato incorpora corrección a la baja de dos décimas.

En la presentación de la primera actualización del Panorama Económico Mundial, el economista del FMI, Olivier Blanchard, destacó que los pronósticos suponen que habrá un acuerdo del Congreso de EU para diferir el recorte automático del gasto para más adelante y que el ritmo del retiro del estímulo fiscal a nivel del gobierno general seguirá siendo de 1.25% del PIB.

Estos factores favorecerían la situación sobre la economía mundial y de las que tienen un mayor vínculo con EU.

Blanchard argumentó en la conferencia que para el caso de China, los factores que guían su previsión son la fortaleza de las inversiones y el dinamismo de la actividad.

AMÉRICA LATINA, FUERTE

Para las economías de América Latina, prevén un incremento de 3.5% este año, que es inferior a 3.9% proyectado en octubre.

El FMI destacó que Brasil ha registrado una importante desaceleración, resultado de las menores inversiones externas e internas.

Además, precisó que cuando los industriales pierden el interés en una economía es resultado de una reducción de su potencial de crecimiento. La recomendación sería fortalecer con reformas estructurales el panorama brasileño.

ymorales@eleconomista.com.mx