México debería dar prioridad a fortalecer el Estado de derecho, mejorar la seguridad y reducir la corrupción, porque son cambios fundamentales que permitirán rendir frutos mayores a las reformas en marcha, sugiere el jefe de la Misión de Expertos del Fondo Monetario Internacional (FMI), Costas Christou.

Se refiere a las reformas energética, telecomunicaciones, de competencia, laboral, fiscal y las regulaciones secundarias que esto implica administración.

Desde Washington, explica que si la intención es acelerar el crecimiento económico, deberíamos tomar en cuenta en México “la mejora de eficiencia del gasto público y la recaudación de impuestos, para crear espacios para el gasto en infraestructura”.

Desde su óptica, es la infraestructura otro impulsor importante del crecimiento que México tiene desatendido.

Entrevistado por El Economista, admite que “los altos niveles de corrupción” que perciben en México los empresarios se ha convertido en un ancla real para el Producto Interno Bruto, para la productividad y el florecimiento del ambiente para hacer negocios.

A casi un mes de haber visitado México para realizar la revisión anual conforme lo dicta el Convenio Constitutivo de adherencia al organismo, en su artículo IV; el jefe de la Misión detalló que al reducir la corrupción y mejorar la seguridad, mejorará el ambiente para hacer negocios e impulsará la confianza de los consumidores e inversionistas.

“Se reduciría la asignación inadecuada de recursos pues dejarían de buscarse las rentas alternas para compensar la pérdida de recursos y se atraería más inversión al mejorar la percepción del ambiente de negocios”.

Un día antes, en el citado documento, el FMI enfatizó la relevancia de los avances para tener un Sistema Nacional Anticorrupción, pero destacaron que hacía falta quién lo ejecute en los estados y a nivel nacional.

Falta nombrar al fiscal especial, pero también a los jueces para sancionar corrupción administrativa.

REFORZAR REFORMAS

El funcionario considera que el deterioro de las condiciones externas ha obstaculizado la claridad de los resultados de las reformas y sugiere apuntalar estos cambios estructurales con una nueva generación de reformas.

“Si bien estos sectores han fortalecido modestamente la actividad económica, su impacto total sólo se materializará los próximos años. Tasas de crecimiento más altas requerirán una duplicación de los esfuerzos de las reformas anteriores”.

En este punto es donde sugirió las reformas dirigidas al Estado de derecho, reducción de corrupción, aumento de ingresos tributarios, y eficiencia del gasto público.

En la revisión anual que hizo el organismo recomendaron adicionalmente la ejecución de un Consejo Fiscal apartidista, que apuntale la certidumbre en las decisiones de la autoridad hacendaria, y funcione como mecanismo de protección ante cambios políticos.

TLCAN Y SU IMPACTO

El funcionario habla también sobre el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN). Dice que, en el caso de que se cancele, resulta muy difícil estimar el tiempo que tomará a México reponerse, pues tendrían que conocerse a detalle los escenarios de la nueva modalidad que tendrá la relación comercial con Estados Unidos.

“El escenario base del personal del Fondo supone un resultado mutuamente benéfico para los países involucrados. No obstante, la posibilidad de que se cancele el acuerdo podría tener un impacto adverso, particularmente en la economía mexicana”.

ELECCIONES, INCERTIDUMBRE

El funcionario del FMI, que estuvo en México entre el 25 de septiembre y el 6 de octubre, accedió a hablar sobre las elecciones presidenciales que tendrá el país el año entrante.

“La incertidumbre sobre el panorama político después de las elecciones generales de julio del 2018 podrían afectar negativamente al crecimiento, pero sería prematuro cuantificar las implicaciones de los resultados electorales en esta etapa”.