El gobierno federal podría obtener hasta 1.4 billones de pesos de ingresos extra al aplicarse una reforma fiscal que continúe con la modernización tecnológica del fisco; ataque a la informalidad y la evasión fiscal, y modifique las exenciones y tasa cero del Impuesto al Valor Agregado (IVA).

Luis Ernesto Derbez Bautista, rector de la Universidad de las Américas de Puebla (UDLAP), recomendó a los candidatos a la Presidencia continuar con la modernización tecnológica en el proceso de supervisión y pago de impuestos, como las declaraciones prellenadas para impulsar la recaudación tributaria.

“Los candidatos están prometiendo muchas cosas, pero no nos dicen de dónde van a sacar el dinero para cumplir dichas promesas (...) Todos están hablando de cómo gastar más y no de cómo ingresar más”, aseveró el ex funcionario público.

En este sentido, acotó que las promesas en materia tributaria que han hecho los candidatos pueden llegar a costar hasta 600,000 millones de pesos al gobierno federal, por lo cual los invitó a hacer el análisis oportuno para solventar dichos gastos.

Asimismo, indicó que se debe aplicar una reforma fiscal que elimine exenciones y tasa cero en el IVA diversos productos, además de atacar la informalidad mediante esquemas de participación a pequeñas y medianas empresas, como lo es el Régimen de Incorporación Fiscal.

“La reforma fiscal que se llevó a cabo al inicio de la administración no cumplió con su objetivo de ser una verdadera reforma fiscal. No resultó en una estructura de impuestos adecuada para el país. Ante las modificaciones hechas en Estados Unidos, tendríamos que pensar en modificaciones en nuestro país para solventar un recorte de la tasa al Impuesto sobre la Renta (ISR) corporativo”, afirmó.

En línea con lo anterior, precisó que un recorte a la tasa del ISR corporativo, como lo hizo Estados Unidos de 35 a 21%, le podría costar al gobierno hasta 500,000 millones de pesos de recaudación, por lo cual es importante reforzar el sistema tributario con una reforma fiscal.

“Si aplicáramos estas medidas y fuera parte de un programa de gobierno, la próxima administración estaría pensando en la posibilidad de tener de 1 a 1.4 billones de pesos anuales de ingresos extra”, estableció el rector de la UDLAP al presentar el estudio Evasión Global de Impuestos 2017.

Lo anterior, refirió Derbez Bautista, representaría entre 5 y 7% del PIB adicionales en ingresos.

Gobierno deja de recaudar medio billón de pesos

De acuerdo con el estudio Evasión Global de Impuestos 2017, realizado por la UDLAP a petición del SAT, la tasa de evasión fiscal en México representó 2.6% del PIB en el 2016, lo que significó que el gobierno no recaudó alrededor de 510,000 millones de pesos. Lo anterior significó la tasa de evasión fiscal más baja desde que se tiene registro. El año pasado, la tasa fue de 3.2 por ciento.

El estudio destacó que el ISR fue el gravamen que presentó los mayores niveles de evasión fiscal, con un monto de 296,000 millones de pesos.  La tasa de evasión que tuvieron las personas morales fue de 19.9%; la tasa de sueldos y salarios fue de 11.5%; la de arrendamiento de personas físicas tuvo una tasa de 73.5%, mientras que la de personas físicas con actividad empresarial fue de 56 por ciento.

En total, la tasa de evasión de ISR fue de 19.2%, un dato mucho menor que el que se tenía en el 2015, cuando fue de 25.8 por ciento. Cabe destacar que en el 2005, cuando se empieza a estudiar la evasión, la tasa era de 49.5 por ciento.

El IVA es el otro gravámen que destaca, con una evasión de 188,000 millones de pesos. Del 2015 al 2016 la tasa de evasión bajó 3 puntos porcentuales al pasar de 19.4 a 16.4 por ciento.

Los niveles más bajos de evasión  los registró el Impuesto Especial sobre Producción y Servicios, con una cifra de 20,000 millones de pesos, la tasa pasó de 8.8 a 4.7 por ciento.

Finalmente se ubican los impuestos que se cobran por comercio exterior, con apenas 5,000 millones de pesos. La tasa en comercio exterior, que se estudia por primera vez, fue de 10.9 por ciento.