Los 19 países que conforman la zona euro están creciendo a su mejor ritmo desde abril del 2011, de acuerdo con un sondeo que se dio a conocer el fin de semana, a pesar de que pocos economistas creen que el Banco Central Europeo (BCE) disminuirá los esfuerzos de estímulo en el corto plazo dadas las incertidumbres políticas que pudieran descarrilar la recuperación.

La empresa de información financiera IHS Markit informó que su índice compuesto de gerentes de compras (PMI, por su sigla en inglés) un amplio termómetro de la actividad económica aumentó a 56.0 puntos en febrero desde 54.4 en enero.

Cabe destacar que cualquier cifra mayor a 50 indica expansión y el resultado de febrero fue el mejor en 70 meses.

Por su parte, el PMI para el sector de servicios, el principal de la zona euro, subió a 55.5 desde 53.7 en enero.

Asimismo, la firma agregó que el crecimiento de la producción se vio encabezada por el sector manufacturero, aunque el sector servicios también tuvo un desempeño fuerte.

De igual manera, indicó que las tasas de crecimiento se aceleraron en las cuatro principales economías de la zona euro, es decir, en Alemania, Francia, Italia y España.

Por otro lado, Irlanda, que actualmente está emergiendo de una crisis bancaria, fue la que creció más.

IHS Markit detalló que el sondeo apunta a un robusto crecimiento trimestral de 0.6% en toda la zona euro y a avances importantes en el mercado laboral.

Lo anterior sería mayor que la expansión de 0.4% que los economistas pronosticaron en un sondeo de Reuters el mes pasado, basado en que no haya grandes reveses en las elecciones que se llevarán a cabo en varios países europeos este año.

El mercado laboral también está comenzando a florecer, con la mejor tasa de creación de empleos en casi una década , declaró Chris Williamson, jefe de economistas de empresas en IHS Markit.

Sin embargo, un sondeo distinto sobre el menudeo indica que es mejor tener algo de cautela.

De acuerdo con la agencia de estadísticas de la Unión Europea (UE) Eurostat, las ventas al por menor bajaron 0.1% en enero con respecto de diciembre, mientras que Francia y Alemania encabezaron el descenso.

Se trató del tercer mes consecutivo con caída e indica que una mayor inflación está haciendo mella en el gasto del consumidor.