Con un tipo de cambio menos volátil que limite las presiones sobre los precios de mercancías, la Junta de Gobierno del Banco de México (Banxico) tendrá espacio para mantener la tasa de interés en 7.75% este año y recortarla en el 2019, prevén analistas consultados por FocusEconomics.

De acuerdo con información levantada por la firma, 15 corredurías, despachos de análisis económico y consultorías, consideran que en lo que resta del año no habrá modificación alguna en el objetivo de la tasa de fondeo.

No obstante que se trata de una mayoría tan importante para mantener al promedio del mercado en 7.75%, entre los 28 estrategas consultados por FocusEconomics, hay 10 que anticipan un nuevo incremento de 25 puntos base antes de terminar el 2018. De acertar, este movimiento llevaría al objetivo de la tasa a 8% al cierre del año.

De acuerdo con el LatinFocus para la inflación y tasas de México, recabado por FocusEconomics, hay tres consultorías que consideran que, al disiparse la presión cambiaria sobre la inflación, la Junta de Gobierno puede recortar tasas este mismo año. Se trata de Fitch Ratings, que espera un rédito de 7.50% al cierre del año, mientras que UBS y CABI anticipan la tasa en 7.25 por ciento.

Se trata de poco menos de una décima parte del total de los panelistas que ven la posibilidad de un recorte de tasas este mismo año, pues tal como lo han explicado analistas como Carlos Serrano, economista en jefe de BBVA Bancomer, “en el nivel actual de 7.75%, la tasa de referencia de Banxico ya ejerce un efecto restrictivo sobre la economía mexicana”.

SE FORTALECE RECORTE PARA EL 2019

Según el reporte, el promedio de los analistas considera que al cierre de este año la inflación fluctuará en 4.1%, esto es aún arriba del objetivo de Banco de México y de su límite permisible.

No obstante, anticipan que en el 2019 sí se conseguirá una variación anual de 3.6% en la inflación, lo que favorecerá a que la Junta de Gobierno proceda con el recorte de tasas.

Las expectativas de inflación son uno de los determinantes para la decisión de la política monetaria en México, como lo explicó puntualmente en su forward guidance la Junta de Gobierno en su anuncio monetario del jueves 2 de agosto.

El consenso del mercado supone un recorte que llevaría a la tasa a 6.90% en el 2019, esto es un recorte de 75 puntos base.

Para llegar a este promedio, 22 de las corredurías anticipan un recorte de la tasa y sólo dos, Profuturo y Scotiabank, consideran que se mantendrá en 8 por ciento.